Electronic Arts recorta previsiones y acción cae

lunes 11 de enero de 2010 20:16 GYT
 

Por Gabriel Madway

SAN FRANCISCO (Reuters) - El editor de videojuegos Electronic Arts Inc (EA) redujo sus previsiones para el año fiscal 2010, argumentando la debilidad del mercado europeo y un cambio a productos de márgenes más bajos.

La noticia provocaba una caída del 9 por ciento de sus acciones en las operaciones electrónicas tras el cierre del mercado regular.

La baja de pronósticos fue la mala noticia más reciente del editor de los juegos "Madden NFL" y "Need for Speed". EA pasó un difícil 2009 y eliminó empleos en medio de una desaceleración de las ventas de toda la industria.

"Eso es muy malo", dijo el analista de Wedbush Morgan, Michael Pachter. "Los resultados son lo suficientemente malos y han sido lo suficientemente consistentes como para que alguien asuma la culpa", añadió.

La empresa no ofreció detalles sobre sus problemas en Europa y no mencionó los productos de menores márgenes.

EA pronosticó el lunes ganancias para el año que finaliza el 31 de marzo de entre 40 y 55 centavos por acción, sobre ingresos no-GAAP de entre 4.125 millones y 4.200 millones de dólares. Las ganancias excluyen cargos y otros ítemes especiales.

Las cifras representan una caída frente a las previsiones previas de entre 70 centavos y 1 dólar por acción, sobre ingresos de entre 4.200 millones y 4.400 millones de dólares.

EA ha estado recortando costos y reduciendo su catálogo de juegos, en busca de adaptarse a un cambiante mercado de juegos. La compañía publica más de 50 títulos y ha dicho que planea recortarlos hasta cerca de 40 en el próximo año fiscal para enfocarse en juegos de calidad.

(Reporte de Gabriel Madway. Editado en español por Javier López de Lérida)

 
<p>Foto de archivo de un show de la compa&ntilde;&iacute;a Electronic Artes en la feria Gamescom en Colonia, Alemania, ago 22 2009. El editor de videojuegos Electronic Arts Inc (EA) redujo sus previsiones para el a&ntilde;o fiscal 2010, argumentando la debilidad del mercado europeo y un cambio a productos de m&aacute;rgenes m&aacute;s bajos. REUTERS/Ina FAssbender</p>