Película celebra los pequeños pasos por el cambio climático

viernes 23 de abril de 2010 07:28 GYT
 

Por Edith Honan

NUEVA YORK (Reuters) - Si la película de Al Gore sobre el calentamiento global "An Inconvenient Truth", ganadora de un Oscar, dejó al público deprimido por el futuro del planeta, un nuevo filme de los mismos productores ejecutivos tiene como objetivo levantar el ánimo.

La película "Climate of Change" se estrenó el jueves en el Festival de Cine de Tribeca en Nueva York, en el Día de la Tierra, y trata sobre los esfuerzos de individuos alrededor del mundo por reducir las huellas de carbono, mientras luchan con los intereses de negocios que amenazan el medioambiente.

"No la llamaría específicamente una película que te hace sentir bien respecto al cambio climático, pero la idea no era hacer una producción que diera miedo", dijo el director Brian Hill a Reuters.

La película, producida en parte por Participant Media, que también estuvo detrás del filme de Al Gore, muestra un grupo de escolares en Patna, India, explicando cómo intentan cambiar el mundo al protestar por el uso del plástico.

También muestra una comunidad en Papúa, Nueva Guinea, que prohibió la tala comercial, un grupo de Virginia Occidental en Estados Unidos que se encuentra peleando para detener el deterioro de las montañas por las empresas de carbón, y una organización en Togo que enseña a las mujeres a usar hornos con energía solar.

"Climate of Change", narrado por la actriz Tilda Swinton, sostiene que la gente común debe trabajar para reducir sus propias emisiones de carbono debido a que algunas naciones y grandes empresas se rehúsan a dar pasos significativos.

"Sería maravilloso y probablemente más útil a largo plazo, si los gobiernos se involucran", dijo Hill. "No creo que algún Gobierno realmente se haya decidido a detenerlo en manera osada y directa, que es lo que se necesita de verdad", añadió.

Los líderes mundiales se reunirán en noviembre en México para la última ronda de conversaciones acerca del clima, pero observadores han mostrado escepticismo acerca de cuán lejos están dispuestos a llegar los mayores emisores de carbono.

(Reporte de Edith Honan; Editado en español por Patricia Avila)