Ejecutivos petróleo bajo presión, BP prueba reparación

miércoles 12 de mayo de 2010 11:51 GYT
 

Por Timothy Gardner y Steve Gorman

WASHINGTON/PORT FOURCHON, EEUU (Reuters) - Ejecutivos petroleros enfrentan el miércoles un segundo día de preguntas de legisladores de Estados Unidos sobre una mortal ruptura en un pozo en el Golfo de México, mientras BP realiza su esfuerzo más reciente en aguas profundas para controlar el enorme derrame de crudo que amenaza con un desastre ambiental.

BP Plc, Transocean Ltd y Halliburton Co están bajo escrutinio por sus participaciones en lo que podría ser el peor derrame de crudo en la historia de Estados Unidos. En las audiencias del martes del Senado, funcionarios de las compañías intercambiaron acusaciones aunque ninguno tiene una solución concreta o explicación para el desastre.

Mientras tanto, una desesperada carrera contra el tiempo busca contener la catástrofe, con BP preparando una potencial solución submarina y efectivos militares apresurándose por limitar el daño a la costa, a la que ya empezó a llegar el crudo expulsado por el pozo dañado.

El intento de BP de cubrir la fuga de crudo con una cúpula más pequeña sobre la filtración en el lecho marino -el segundo esfuerzo en días- estaba encaminado el miércoles. Funcionarios de BP han dicho que no pueden estar seguros de que tendrá éxito, dadas las dificultades de trabajar a 1,6 kilómetros bajo la superficie del océano.

La caída de las acciones de BP ha reducido el valor de la compañía en más de 30.000 millones de dólares, excediendo por mucho las peores estimaciones del costo del derrame y reflejando la incertidumbre sobre cuál será el resultado de la catástrofe, con una situación variable y sin precedentes.

Las acciones de BP bajaban levemente a mediodía en la Bolsa de Valores de Londres.

Con el pozo todavía vertiendo unos 5.000 barriles (795.000 litros) de petróleo al día en las aguas del golfo, el miércoles parece encaminado a ser otro día difícil para la industria petrolera y su dañada reputación.

Las audiencias fijadas en la Cámara de Representantes, que comienzan a las 1400 GMT, y una serie de paneles en las próximas semanas podrían generar nueva legislación sobre perforación petrolera mar adentro, un tema que se ha impuesto en la saturada agenda doméstica del presidente Barack Obama.   Continuación...

 
<p>Imagen del Driller III, que est&aacute; ayudando a controlar el derrame de petr&oacute;leo, es visto mar adentro en las contaminadas aguas del Golfo de M&eacute;xico. Mayo 11 2010. Ejecutivos petroleros enfrentar&aacute;n el mi&eacute;rcoles un segundo d&iacute;a de preguntas en el Congreso de Estados Unidos sobre una mortal ruptura en un pozo que caus&oacute; un enorme derrame de crudo y la amenaza con un desastre ambiental en el Golfo de M&eacute;xico. REUTERS/Gerald Herbert</p>