14 de mayo de 2010 / 7:14 / hace 7 años

BP mantiene estimación baja de fuga de petróleo en Golfo México

<p>Cient&iacute;ficos revisan una playa en Port Fourchon, Luisiana, mayo 13 2010.Lee Celano (UNITED STATES)</p>

Por Steve Gorman

PORT FOURCHON, EEUU (Reuters) - El gigante energético BP mantuvo el viernes su estimación baja del petróleo que brota en el Golfo de México y se preparaba para un nuevo esfuerzo de contención de la pérdida, mientras algunos científicos decían que la verdadera cantidad de crudo de la fuga podría ser mucho mayor.

El presidente estadounidense, Barack Obama, mantendrá un encuentro en la Casa Blanca al mediodía del viernes con miembros de su Gabinete y otros responsables de la administración, para discutir las iniciativas destinadas a frenar el derrame y cómo ayudar a las comunidades costeras afectadas.

El derrame amenaza con provocar una calamidad ecológica y económica a lo largo de la costa estadounidense sobre el Golfo.

Las proyecciones científicas de cuánto petróleo ha estado brotando sin control durante tres semanas desde el pozo submarino dañado han oscilado fuertemente, desde los 5.000 barriles por día (795.000 litros) mencionados por BP, a 100.000 barriles (15,9 millones de litros).

El director de operaciones de BP, Doug Suttles, se presentó en los programas matinales de la televisión estadounidense para defender los esfuerzos de la empresa para contener el flujo, y también para ratificar la estimación de una pérdida de 5.000 barriles por día.

"Eso es un buen rango", dijo Suttles en CNN. "No conozco el número preciso, pero creo que es alrededor de ese número".

En CBS, agregó: "estamos montando la mayor respuesta en la historia y no tiene relación con el hecho de si son 5.000 barriles por día o un número diferente".

BP, Halliburton y Transocean Ltd enfrentan una intensa vigilancia por la explosión de la plataforma Deepwater Horizon, el 20 de abril, donde muieron 11 trabajadores y que desató lo que podría ser el peor desastre ambiental en la historia estadounidense, eclipsando al derrame de Exxon Valdez en 1989.

La pesca y el turismo, dos pilares de la economía de la costa estadounidense en el Golfo, junto con fauna como aves, tortugas de mar y otras especies, están amenazados por la propagación de la mancha.

Aparte, el accidente podría perturbar los intentos en Washington para reformar la política energética estadounidense.

El comandante de la Guardia Costera Thad Allen dijo el viernes en un encuentro informativo con la prensa: "podría ser catastrófico (...) actuaré como si lo fuera". Agregó: "estamos atacando esto como si fuera un derrame mucho mayor, de todos modos".

BP, cuyas acciones se han desplomado y perdieron 30.000 millones de dólares en valor de mercado desde el incendio de la plataforma el 20 de abril, ha dicho que el derrame le había costado 450 millones de dólares hasta ahora.

Las acciones de BP cerraron en la Bolsa de Londres con una caída de 3,18 por ciento.

"TECNOLOGIA AL EXTREMO"

BP adelantaba el viernes sus esfuerzos en las profundidades para detener el flujo de crudo sin control.

Suttles dijo a ABC que la compañía esperaba ser capaz de insertar un tubo dentro del caño elevador dañado más adelante en el día, para contener al menos parte de la pérdida y desviar petróleo hacia un tanquero.

"Las técnicas que vamos a intentar en las próximas 24 horas son para tratar de contener esta fuga, (pero) no la detendrán", dijo Suttles.

Otros esfuerzos para los próximos días incluyen emplazar una pequeña cúpula de contención para atrapar el petróleo en el sitio de la fuga.

"Sé cómo se sienten algunas personas (...) estamos tratando de hacer todo lo posible", dijo Suttles en ABC. "Tenemos a las mejores personas del mundo trabajando en esto (...) estamos empujando la tecnología al extremo".

Si esto falla, podría tomarle 90 días a BP perforar un pozo de alivio para contener el flujo desde el pozo dañado.

La Casa Blanca describió a Obama como "profundamente frustrado" por el hecho de que el derrame aún no ha sido detenido.

Obama y su Gobierno han enfatizado repetidamente que BP debe pagar por la limpieza del derrame y otras consecuencias económicas en la región, y es posible que el presidente repita eso -mientras presiona a la compañía para que entregue resultados- en una declaración pública luego de su reunión.

Mientras continúan los esfuerzos debajo del agua, el petróleo ha comenzado a verse en mayores cantidades en tierra, desde que se halló por primera vez en las Islas Chandeleur, al este de Luisiana.

reporte adicional de Kelli Dugan en Alabama; David Alexander y Vicki Allen en Washington; escrito por Deborah Charles y Jeff Mason

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below