Olvide los viejos juegos! Los tiempos cambian, dice EA

lunes 16 de agosto de 2010 17:48 GYT
 

Por Christoph Steitz

FRANCFORT (Reuters) - La revolución móvil está forzando un cambio en los juegos tradicionales, dijo el responsable operativo de Electronic Arts, en momentos en los que los juegos en los teléfonos móviles y las redes sociales se convierten en un disparador importante de la industria.

"Los días en los que la gente ponía un CD en una consola se han acabado. La industria está cambiando y creo que el CD puede ser un punto de partida," dijo John Schappert a Reuters en una entrevista antes del encuentro Gamescom, la principal ferial de comercio de videojuegos en Europa.

"Puedo decir que veremos un crecimiento muy importante en los juegos digitales en el futuro previsible", añadió.

EA informó este mes de resultados mejores de lo previsto y confirmó sus previsiones para 2011, al tiempo que empezó los recortes de costos y crecieron las ventas de su principal videojuego de fútbol, "FIFA".

Además, también se reservó un crecimiento del 52 por ciento en las ventas del primer trimestre en su negocio digital.

La compañía persigue unos ingresos para el ejercicio 2011 de 750 millones de dólares en este segmento, que incluye contenido de juegos descargable para los teléfonos inteligentes, consolas y redes sociales, lo que sería un incremento del 50 por ciento frente al anterior año fiscal.

Esto puede suponer sólo una pequeña parte de la previsión total de ventas de EA para la industria global, pero dadas las tasas de crecimiento en el juego digital y la débil industria global, EA es muy optimista en este sector específico.

JUEGOS EN MOVIMIENTO   Continuación...

 
<p>Foto de archivo de un grupo de visitantes en el show de Electronic Arts desarrollado en la feria Gamescom en Colonia, Alemania, ago 22 2009. La revoluci&oacute;n m&oacute;vil est&aacute; forzando un cambio en los juegos tradicionales, dijo el responsable operativo de Electronic Arts, en momentos en los que los juegos en los tel&eacute;fonos m&oacute;viles y las redes sociales se convierten en un disparador importante de la industria. REUTERS/Ina FAssbender</p>