Una broma en internet sobre "Star Wars" puede llevarte al éxito

jueves 14 de octubre de 2010 13:43 GYT
 

Por Dave Graham

STUTTGART, Alemania (Reuters) - Pasa un par de horas doblando una escena de "Star Wars" para reírte un rato, súbela a internet, y el resultado podría ser que recibas tantas ofertas de trabajo que desearías estar en el espacio exterior, como le ocurrió a Dominik Kuhn.

Desde que Kuhn pasó "dos horas, como mucho" de una mañana doblando unos minutos de la popular película de ciencia ficción y subió el video a la página YouTube, le han llovido ofertas de contrato de directores publicitarios, pese a que el video se burlaba de ellos.

La escena, que en el filme de 1977 mostraba a Darth Vader y los comandantes de la Estrella de la Muerte discutiendo la amenaza de la alianza rebelde, 30 años después se convierte en una reunión para discutir sobre la nueva estrategia publicitaria de una empresa ficticia de Stuttgart.

El clip de dos minutos "Virales Marketing im Todesstern Stuttgart" (marketing viral en la Estrella de la Muerte de Stuttgart) tiene millones de visitas en Internet y cambió totalmente la vida de Kuhn, según contó a Reuters en la ciudad del sur de Alemania.

"La gente siempre me decía que la cosas que hacía por mi cuenta eran estupideces. Ahora esas tonterías me permiten ganarme la vida", dijo el hombre de 41 años, que anteriormente trabajó en diversos sectores, desde la publicidad a la traducción de libros de ciencia ficción.

Kuhn, seguidor del cómico inglés Ricky Gervais, describe el marketing viral como "la publicidad de boca en boca en la era de internet", algo que ayuda a explicar parte del éxito de su video.

A las pocas semanas de subir su creación, Kuhn escuchó a unos niños citándolo en una calle de Stuttgart, donde se prevé una gran polémica sobre la estación del tren, disputa en la que la oposición también acusó al Gobierno de utilizar "el lado oscuro de la fuerza".

Las ofertas de empleo empezaron a lloverle y finalmente Kuhn logró tener su propio programa de televisión. Al final se dio cuenta de que necesitaba - y podía permitirse- un año sabático.   Continuación...