Usuarios banda ancha en teléfono móvil llegarán a 1.000 mln 2011

martes 11 de enero de 2011 10:18 GYT
 

ESTOCOLMO (Reuters) - Las suscripciones a banda ancha en el teléfono móvil van camino a sobrepasar los 1.000 millones en el 2011, apenas meses después de llegar a los 500 millones, dijo Ericsson el martes, subrayando que es un motor clave del crecimiento para las telecomunicaciones.

"Durante el 2010, se alcanzó un hito significativo en términos de suscripciones a la banda ancha en el móvil ya que el número superó los 500 millones mundialmente", dijo Ericsson, el mayor fabricante de equipos de redes móviles del mundo, en un comunicado.

"Ericsson estima que ese número se doblará antes de que termine el 2011", añadió.

El uso de internet en el móvil se ha incrementado en los últimos años, impulsado por los laptops baratos, tablet como el iPad de Apple y "smartphones" como el iPhone.

El creciente tráfico de datos es visto como generador de ingresos para los operadores de telecomunicaciones y llevará a un aumento de la inversión en redes e impulsará los ingresos para proveedores de equipos como Ericsson.

Asia Pacífico es la zona que generará probablemente un mayor número de suscripciones, aproximadamente 400 millones, seguida de Norteamérica y el oeste de Europa, con más de 200 millones cada uno, dijo Ericsson.

El grupo dijo que en el 2008 el número de suscriptores a internet por el móvil sumó unos 200 millones. Para el 2015, Ericsson cree que la suscripción por banda ancha en el móvil sobrepasará los 3.800 millones, lo que indica que el ritmo de crecimiento va en aumento.

La tendencia ya ha empezado a incrementar los ingresos de los operadores. Las firmas nórdicas de telecomunicaciones TeliaSonera, Telenor y Tele2 también han apuntado a que el creciente uso de internet en el teléfono móvil y los smartphones contribuyeron a sus utilidades el año pasado.

Proveedores de redes como Ericsson, Nokia Siemens Networks y la china Huawei esperan que la demanda de juegos online, el video en 'streaming' y la televisión empujen a los operadores a actualizar las redes para incrementar la capacidad y la velocidad.

(Reporte de Simon Johnson; Traducido en la Redacción de Madrid)