Volkswagen fabricará autos eléctricos en China con FAW

miércoles 11 de mayo de 2011 09:51 GYT
 

FRANKFURT/HONG KONG (Reuters) - El fabricante de autos alemán Volkswagen lanzará coches eléctricos en China bajo la nueva marca Kaili junto al grupo FAW, sumándose a otros jugadores extranjeros en la carrera por desarrollar este incipiente sector en el país asiático.

"El Gobierno chino ha venido fomentando los emprendimientos conjuntos de fabricantes de autos extranjeros para desarrollar marcas locales", dijo el miércoles el portavoz de Volkswagen China Andreas Hoffbauer.

El Ministerio de Industria y de Información Tecnológica certificó al vehículo eléctrico Kaili de FAW-Volkswagen el 3 de mayo, dijo la empresa alemana.

Volkswagen, el mayor fabricante de autos de Europa, ha dicho que esperaba comenzar con la producción del auto eléctrico en China para fines del 2013 o principios del 2014.

En junio del año pasado, China reveló un esquema piloto para otorgar subsidios a compradores de autos de consumo eficiente en cinco ciudades chinas, mientras el país más poblado del mundo, que es también el mayor productor de gases invernadero, busca reducir sus emisiones.

Volkswagen, que también fabrica autos en asociación con SAIC Motor Corp, se está sumando a otros jugadores globales como la alemana Daimler, la estadounidense General Motors y el grupo japonés Nissan Motor.

GM ha comenzado a fabricar la versión eléctrica de su Chevrolet Sail a través de su emprendimiento conjunto con SAIC.

Nissan, que tiene una asociación con Dongfeng Motor Group, ha firmado un acuerdo con el gobierno municipal de Wuhan para promover conjuntamente su modelo Leaf en la ciudad central china.

Daimler reveló planes en marzo del año pasado para desarrollar autos eléctricos en China con BYD, un fabricante de vehículos y baterías respaldado por el magnate estadounidense Warren Buffett. Daimler busca lanzar un auto eléctrico compacto desarrollado en conjunto bajo una nueva marca en el 2013.

BMW, el mayor fabricante de autos de lujo del mundo, invertirá unos 400 millones de euros (566 millones de dólares) en su planta de Leipzig en el este de Alemania, donde se tiene planeado armar su auto impulsado por electricidad Megacity a partir del 2013.

(Reporte de Alison Leung y Edward Taylor)