Partículas de aerosol secan los monzones: estudio

viernes 30 de septiembre de 2011 09:32 GYT
 

Por Deborah Zabarenko

WASHINGTON (Reuters) - Los monzones estivales que proporcionan hasta el 80 por ciento del agua que necesita el sur de Asia se han vuelto más secos en el último medio siglo, posiblemente debido a las partículas de aerosol expulsadas al quemar combustibles fósiles, dijeron científicos climáticos.

Las lluvias del monzón se ven impulsadas por los patrones de circulación de aire sobre India, y los aerosoles parecen haber interferido con los patrones de esos ciclos, según indicó el equipo en la revista Science.

Entre 1950 y 1999, la reducción de los monzones fue más pronunciada en la India central y norte, con una caída media del 10 por ciento en las precipitaciones entre junio y septiembre, indicaron los investigadores.

El resto de India experimentó una reducción en torno al 5 por ciento durante el mismo período, añadieron.

Esto no parece ser una consecuencia directa de las emisiones de gases de efecto invernadero, indicaron los expertos, a pesar de que la quema de combustibles fósiles y biomasa que produce las partículas de aerosol emite también dióxido de carbono, de efecto invernadero, dijeron los investigadores.

La polución de partículas puede aumentar el riesgo de enfermedades cardíacas, cáncer de pulmón y ataques de asma, e interferir con el crecimiento y la función de los pulmones, según la Asociación Estadounidense del Pulmón, que ha luchado por que se limiten estas emisiones en Estados Unidos.

En el sur de Asia, las partículas de aerosol han desacelerado el calentamiento climático al reaccionar a la luz solar y reflejar parte de ella al espacio, indicó el coautor del estudio Yi Ming, del Laboratorio de Dinámicas Fluidas Geofísicas de la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos, en Princeton, Nueva Jersey.

Ese mismo efecto refrescante tiende a desacelerar la circulación del aire de norte a sur que produce las lluvias del monzón, explicó Ming en una entrevista telefónica.   Continuación...