Toyota dejaría atrás problemas con ventas récord en el 2012

jueves 22 de diciembre de 2011 09:26 GYT
 

TOKIO (Reuters) - Toyota Motor Corp pronosticó el jueves un salto de un 20 por ciento en sus ventas mundiales a un récord de 8,48 millones de vehículos el próximo año, recuperándose tras las bajas en producción de este año causadas por desastres naturales en Japón y Tailandia.

Toyota superó a General Motors Co como la automotriz con mayores ventas en el 2008, pero se dirige a perder la corona este año, luego de que interrupciones en la cadena de suministro por el terremoto y el tsunami en Japón y las inundaciones en Tailandia redujeron su producción en todo el mundo.

Con ventas estimadas en el 2011 de 7,90 millones de vehículos para el grupo, que incluye las unidades Daihatsu Motor Co e Hino Motors Ltd, es probable que Toyota ocupe el tercer lugar en ventas globales detrás de General Motors y Volkswagen AG.

Sin embargo, el primer lugar podría volver a Toyota el próximo año cuando refuerce sus inventarios para satisfacer la demanda acumulada y añada capacidad de producción en China y Brasil.

GM y VW no han revelado sus planes de ventas para el 2012, y Toyota no ofreció los planes del grupo completo.

El plan de Toyota para el 2012 que sólo incluye a la firma matriz supera el máximo de 8,43 millones registrado en el 2007.

Toyota también anunció planes para vender 8,95 millones de vehículos de su marca, Lexus y Scion en todo el mundo en el 2013, y la construcción de 8,98 millones de vehículos ese año. La firma no ofreció un desglose regional de los pronósticos fuera de Japón.

Toyota, que alguna vez fue la envidia de la industria automotriz, ha tenido dos años complicados, comenzando con una crisis de calidad que llevó al retiro de más de 10 millones de vehículos a nivel mundial, una imagen deteriorada y una caída en las ventas posteriores.

Justo cuando empezaba a dejar atrás esa crisis, el terremoto y el tsunami de 11 de marzo que destruyeron cientos de kilómetros de la costa noreste de Japón obligaron a éste y otros fabricantes de suspender y reducir la producción por meses.

En octubre, el daño a los proveedores por las inundaciones en Tailandia hizo algo parecido, entorpeciendo los planes para compensar las pérdidas de producción anteriores.

(Reporte de Chang-Ran Kim. Editado en español por Carlos Aliaga)