Magnate de Megaupload ofrece ir a EEUU a enfrentar cargos

martes 10 de julio de 2012 23:38 GYT
 

WELLINGTON (Reuters) - Kim Dotcom, el magnate de internet en el centro de una investigación estadounidense sobre fraude y piratería, dijo el miércoles que está dispuesto a viajar a Estados Unidos para limpiar su nombre, ofreciendo renunciar a una audiencia pendiente sobre su extradición en Nueva Zelanda.

Dotcom, fundador del sitio de intercambio de archivos Megaupload, desafío al FBI de Estados Unidos a un juicio justo, y dijo que estaba dispuesto a enfrentarlos en la corte en Estados Unidos si ellos acceden a ciertas condiciones.

"Hey DOJ (siglas en inglés del Departamento de Justicia), nosotros iremos a EEUU. No hay necesidad de una extradición", dijo Dotcom, el alemán de 38 años cuyo nombre original era Kim Schmitz, en su cuenta en Twitter.

"Queremos fianza, que se descongelen los fondos para abogados y gastos cotidianos", agregó, refiriéndose a sí mismo y otras tres personas que enfrentan cargos en Estados Unidos.

En su investigación de mayor perfil sobre piratería en internet, el FBI afirma que Dotcom lideró a un grupo que recaudó 175 millones de dólares desde el 2005 al copiar y distribuir música, películas y otros contenidos con derechos de autor sin autorización.

Sus abogados dicen que la compañía simplemente ofrecía almacenamiento en internet.

La oferta de Dotcom se da un día después de que una corte de Nueva Zelanda postergó una audiencia sobre la solicitud de extradición de Estados Unidos hasta marzo, debido a que las audiencias legales en desarrollo sobre la búsqueda e incautación de evidencia por parte de Estados Unidos.

El máximo tribunal de Nueva Zelanda determinó en junio que la orden de búsqueda utilizada por la policía para revisar la mansión de Dotcom y reunir la evidencia era ilegal. La corte también falló que las copias de la evidencia que realizó el FBI y envió a Estados Unidos también son ilegales.

Actuando por solicitud del FBI, policías armados de Nueva Zelanda, apoyados por helicópteros, ingresaron a la residencia que arrendaba Dotcom en las afueras de Auckland en enero, confiscando computadores y discos duros.   Continuación...