Crece tensión en juicio sobre patentes de Apple y Samsung

viernes 10 de agosto de 2012 12:46 GYT
 

Por Dan Levine

SAN JOSE, EEUU (Reuters) - En el final de una larga semana de batallas en la corte entre Apple y Samsung, el abogado de la firma surcoreana John Quinn intentó impedir a su contraparte, el representante de la empresa estadounidense Bill Lee, mostrar un documento al jurado que dirimirá la guerra legal entre las dos corporaciones.

Mientras Quinn presentaba sus argumentos a la jueza de distrito Lucy Koh, deslizó una referencia a la orden de Koh previa al juicio de bloquear las ventas de algunos productos de Samsung, un tema al que la magistrada había prohibido referirse en frente del jurado.

"Esto es inapropiado", dijo Koh.

"Me disculpo, su señoría", respondió Quinn.

"Me cuesta creer que esto no fue intencional", enfatizó la jueza.

Koh permitió el documento como evidencia. Sin embargo, su amonestación le dio al jurado un atisbo de las inusuales tensiones que rodean al juicio sobre quién habría copiado ilegalmente a quién su tecnología.

Fuera de la presencia del jurado, los abogados de Apple y Samsung regularmente se acusan mutuamente de realizar tácticas dudosas de relaciones públicas, boicot e incluso de manipular evidencia.

Quinn tomó la extraordinaria decisión de difundir un comunicado de prensa sobre documentos que Koh prohibió en el juicio, un abierto desafío que sugiere una estrategia legal destinada a crear confusión en la corte. Quinn dijo que eso estaba lejos de sus intenciones.   Continuación...

 
<p>Phil Schiller de Apple en el estrado como testigo en el caso entre Samsung y Apple en San Jos&eacute;, EEUU, jul 31 2012. En el final de una larga semana de batallas en la corte entre Apple y Samsung, el abogado de la firma surcoreana John Quinn intent&oacute; impedir a su contraparte, el representante de la empresa estadounidense Bill Lee, mostrar un documento al jurado que dirimir&aacute; la guerra legal entre las dos corporaciones. REUTERS/Vicki Behringer Imagen para uso no comercial, ni ventas, ni archivos. Solo para uso editorial. No para su venta en marketing o campa&ntilde;as publicitarias. Esta imagen fue entregada por un tercero y es distribuida, exactamente como fue recibida por Reuters, como un servicio para clientes.</p>