UE ve fallos legales en política de privacidad de Google

lunes 15 de octubre de 2012 11:52 GYT
 

Por Claire Davenport

MADRID (Reuters) - Las autoridades de protección de datos de la Unión Europea hallaron problemas legales en la política de privacidad de Google y pidieron a la compañía que introduzca cambios, según una carta de la mayoría de los reguladores de protección de datos europeos a la que tuvo acceso Reuters.

Google debe detallar sus intenciones y métodos para combinar la recolección de datos de varios de sus servicios, y el gigante de las búsquedas en internet debería pedir a sus usuarios el consentimiento explícito para unir todos sus datos, dijeron los reguladores en la carta enviada a Google.

"Las compañías de internet no deberían desarrollar avisos de privacidad que sean demasiado complejos, orientados al derecho o excesivamente largos", dijeron los reguladores en la carta.

"Combinar datos personales a una escala tan grande crea altos riesgos de privacidad para los usuarios", indicaron.

Los reguladores quieren que la empresa con sede en Estados Unidos proponga cambios a su política para que cumpla con sus recomendaciones.

En febrero, el regulador francés CNIL dijo a Google que llevaría adelante una investigación a nivel europeo sobre la actualización de la empresa de su política de privacidad y que enviaría preguntas a mediados de marzo.

Bajo el nuevo sistema, introducido por la compañía estadounidense en marzo, Google combinó 60 políticas de privacidad en una sola y comenzó a colocar juntos los datos de sus usuarios congregados a través de sus servicios, incluyendo YouTube, Gmail y su red social Google+.

Google respondió a CNIL con un documento de 94 páginas, pero los reguladores lo encontraron insatisfactorio. Entregaron 12 "recomendaciones prácticas" que según dicen debe aplicar la compañía para implementar su nueva política de privacidad.

Las primeras cinco sugerencias piden a la firma que entregue a los usuarios más detalles sobre cómo serán usados sus datos, con especial atención a información sobre su ubicación y sus tarjetas de crédito.

(Reporte de Claire Davenport; Traducido por Redacción de Madrid. Editado en español por Marion Giraldo)