Nuevo iPhone de Apple apunta a más ganancias, no a mayor cuota de mercado

miércoles 11 de septiembre de 2013 11:44 GYT
 

Por Eileen Soreng y Neha Alawadhi

(Reuters) - El precio mayor al esperado para el nuevo iPhone más "barato" de Apple alivió la preocupación sobre los márgenes brutos de la compañía, pero despertó temores entre los analistas de que la empresa no esté siendo suficientemente agresiva contra Android, el sistema de Google que domina el mercado.

Las acciones de Apple caían alrededor de 5,6 por ciento a 467,24 dólares Tras la apertura del mercado el miércoles, el día posterior al lanzamiento del 5S, un modelo de alta gama con un escáner de huella digital, y del 5C, una versión de menor precio con que la firma estadounidense apunta a los mercados emergentes.

"(...) Nos preocupa que la incapacidad/falta de voluntad de Apple de lanzar una oferta a precio bajo para los mercados emergentes casi asegure que la compañía seguirá perdiendo participación (...) en el mercado de los teléfonos inteligentes hasta que elija apuntar al segmento bajo", escribieron analistas de Sanford C. Bernstein en una nota.

Bernstein mantuvo de todos modos su recomendación de "superior a desempeño de mercado" para los papeles de Apple, diciendo que espera que los nuevos modelos tengan un escaso impacto en los márgenes brutos.

Stuart Jeffrey, analista de Nomura Equity Research, elevó su precio objetivo para las acciones de Apple a 480 dólares desde 420 dólares. El experto afirma que, con un precio para el 5C de 99 dólares para los clientes con contrato y a 549 dólares para quienes no tengan contrato, la compañía ha asegurado márgenes estables por los próximos dos trimestres.

Pero eso no es suficiente para BofA Merrill Lynch, Credit Suisse y UBS, que rebajaron su recomendación para los papeles de Apple a "neutral".

"En vez de ofrecer precios atractivos para los consumidores, y llevar el nuevo iPhone 5C a un segmento nuevo y de crecientes precios, Apple mantuvo una estrategia de fijación de precios premium al fijar el segmento del teléfono inteligente entre 400 y 800 dólares", escribió Kulbinder Garcha, analista de Credit Suisse, en una nota.

"No se prevé que este segmento vea un crecimiento significativo de largo plazo. Esta decisión (...) es buena para la rentabilidad pero no para el crecimiento", añadió.   Continuación...