Precios al consumidor en Perú caen 0,14 pct en noviembre

sábado 1 de diciembre de 2012 10:10 GYT
 

LIMA (Reuters) - Los precios al consumidor en Perú cayeron un 0,14 por ciento en noviembre en la medición mes a mes, muy por debajo a lo anticipado por el mercado, debido a los menores precios de los combustibles y algunos alimentos, informó el sábado el Gobierno.

Analistas habían estimado que la inflación de Lima Metropolitana -el referencial de Perú- sería del 0,12 por ciento según un reciente sondeo de Reuters.

El índice de precios al consumidor de noviembre fue similar al dato de octubre, cuando retrocedió un 0,16 por ciento. Sin embargo es mucho menor al 0,43 por ciento anotado en el mismo mes del año pasado.

Con este resultado, la inflación acumulada entre enero y noviembre fue de un 2,38 por ciento, precisó en un comunicado el Instituto Nacional de Estadísticas de Informática (INEI).

En tanto, la inflación en los 12 últimos meses hasta noviembre fue de un 2,66 por ciento, ingresando dentro del rango meta anual del Banco Central de entre un 1 y un 3 por ciento.

El presidente del Banco Central, Julio Velarde, estimó recientemente que la inflación se habría desacelerado por debajo del rango meta anual, a un 2,8 por ciento en los 12 últimos meses a noviembre, desde el 3,25 por ciento anualizado hasta octubre.

"En el resultado de noviembre incidió la disminución de los precios que presentaron los combustibles y los productos alimenticios perecibles", explicó el INEI.

Los precios de alimentos y bebidas retrocedieron en noviembre un 0,32 por ciento, mientras que los costos en el sector de Transportes y Comunicaciones cayeron un 0,46 por ciento, agregó.

El dato de inflación reforzaría la postura de la mayoría de los analistas que apuesta por una estabilidad de la tasa de interés de referencia, debido a que no se han percibido presiones sobre los precios por el lado de la demanda interna y a que el Banco Central ha adoptado otras medidas como elevar los requerimientos bancarios.

El Banco Central de Perú ha dejado sin cambios su tasa clave de interés en un 4,25 por ciento por más de un año, porque cree que el ritmo de crecimiento económico sigue cerca de su potencial y han continuado cediendo los factores que recientemente alentaron la inflación.

(Reporte de Teresa Céspedes)