RESUMEN-Reventa de casas de EEUU cae, pero recuperación del sector sigue intacta

martes 22 de enero de 2013 12:46 GYT
 

Por Jason Lange

WASHINGTON (Reuters) - Las ventas de casas usadas de Estados Unidos cayeron inesperadamente en diciembre, pero el retroceso no fue lo suficientemente grande como para sugerir que la recuperación en el sector inmobiliario está perdiendo impulso.

La Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios (NAR, por su sigla en inglés) dijo el martes que las ventas de casas usadas cayeron un 1,0 por ciento el mes pasado a un ritmo anual desestacionalizado de 4,94 millones de unidades.

Pese a todo, fue la segunda mayor tasa de ventas desde noviembre del 2009, cuando iba a expirar un crédito impositivo federal para compradores de casas y el dato apuntaba a un impulso en el mercado inmobiliario.

"El panorama para el sector inmobiliario es mejor este año que el año pasado", comentó Patrick Newport, economista de IHS Global Insight en Lexington, Massachusetts.

El mercado inmobiliario estadounidense se derrumbó en la recesión del 2007-2009 y aún no se ha recuperado completamente, pero la creación constante de empleo impulsó al sector el año pasado, cuando habría ayudado al crecimiento económico por primera vez desde el 2005.

El ritmo más lento de reventas de casas fue menor a la mediana de las previsiones de analistas consultados por Reuters de 5,1 millones de unidades.

El inventario de casas existentes a la venta en el país cayó un 8,5 por ciento en diciembre respecto a noviembre, a 1,82 millones de unidades, el menor nivel desde enero del 2001.

Muchos estadounidenses están evitando colocar sus casas en el mercado porque deben más por sus hipotecas de lo que valen sus casas. Los inventarios cayeron un 21,6 por ciento respecto a diciembre del 2011.   Continuación...

 
Imagen de archivo de un anuncio de una vivienda a la venta en el barrio de Capitol Hill en Washington, ago 21 2012. Las ventas de casas usadas de Estados Unidos cayeron inesperadamente en diciembre, pero el retroceso no fue lo suficientemente grande como para sugerir que la recuperación en el sector inmobiliario está perdiendo impulso. REUTERS/Jonathan Ernst