EXCLUSIVA-Cuentas de extranjeros en EEUU, en el ojo de arremetida contra evasión

martes 5 de febrero de 2013 11:33 GYT
 

Por Patrick Temple-West

WASHINGTON (Reuters) - El Gobierno de Obama podría pedir pronto al Congreso el poder de requerir a los bancos estadounidenses que divulguen más información sobre cuentas de clientes extranjeros, como parte de una arremetida contra la evasión de impuestos, dijeron fuentes el lunes.

En una maniobra que afronta la resistencia de miembros de la industria bancaria estadounidense, dos fuentes vinculadas al sector tributario dijeron que el Gobierno de Obama estaba considerando pedir al Congreso la autoridad para exigir más información a los bancos.

El esfuerzo para compartir más datos deriva de el combate del Departamento del Tesoro contra la evasión de impuestos desde el extranjero bajo la Ley de Cumplimiento Fiscal de Cuentas Extranjeras (FATCA, por su sigla en inglés), adoptada en el 2010 con la meta de entrar en vigencia a fines del 2013.

En el corazón de la ley hay una disposición que requiere más divulgación por parte de bancos no estadounidenses de información sobre cuentas de estadounidenses al Servicio de Impuestos Internos (IRS, por su sigla en inglés), con el objetivo de exponer los esfuerzos de ciudadanos por eludir tributos a través de cuentas secretas en el exterior.

Aunque el Tesoro ha implementado la FATCA, algunos países -entre ellos Francia, Alemania y China- se mostraron reacios a la medida. Han dicho que si sus bancos tienen que revelar cuentas secretas estadounidenses al IRS, los bancos del país norteamericano deberían hacer lo propio con ellos.

"Estados Unidos está comprometido con una política de transparencia y equivalencia, donde sea apropiado, con el apoyo de la cooperación internacional para combatir la evasión impositiva desde el extranjero", declaró un portavoz del Tesoro.

El próximo plan presupuestario del presidente estadounidense Barack Obama sería presentado en unas semanas.

La FATCA pide a bancos no estadounidenses, fondos de inversión y otras instituciones financieras que informen al IRS sobre cuentas superiores a 50.000 dólares que sean propiedad de ciudadanos del país norteamericano. Las firmas extranjeras que ignoren la ley podrían ser excluídas de los mercados financieros de Estados Unidos.   Continuación...