27 de febrero de 2013 / 16:23 / en 4 años

RESUMEN- Indicador de planes de gastos de empresas EEUU sube en enero

Imagen de archivo de un pasillo al interior de una tienda de la cadena Home Depot en Nueva York, ago 18 2008. Una medición sobre los planes de gastos de las empresas estadounidenses registró en enero su mayor alza en poco más de un año, una señal de que las empresas están más confiadas en la durabilidad de la recuperación económica.Shannon Stapleton

Por Lucia Mutikani

WASHINGTON (Reuters) - Una medición sobre los planes de gastos de las empresas estadounidenses registró en enero su mayor alza en poco más de un año, una señal de que las empresas están más confiadas en la durabilidad de la recuperación económica.

La tesis de la resiliencia de la economía fue impulsada por otro informe divulgado el miércoles que mostró que los contratos para comprar casas usadas se aproximó a un máximo nivel en tres años el mes pasado. Se prevé que la vivienda impulsará al crecimiento este año.

Los pedidos de bienes de bienes de capital no destinados al sector de defensa que excluyen a las aeronaves -un indicador de los planes de gastos de las empresas vigilado de cerca- saltaron un 6,3 por ciento, su mayor incremento desde diciembre del 2011.

Los pedidos de los llamados bienes de capital subyacentes cedieron un 0,3 por ciento en diciembre.

"Las fuertes ganancias en pedidos de bienes de capital subyacentes sugiere que la actividad de inversiones empresariales, que ha sido uno de los puntos amargos de esta recuperación económica, podría otorgar un alza significativa a la actividad económica general este trimestre", comentó Millan Mulraine, economista senior de TD Securities en Nueva York.

Economistas esperaban que los pedidos de bienes de capital subyacentes subieran sólo un 0,2 por ciento. El gasto de las empresas repuntó en el cuarto trimestre del 2012 tras contraerse en el período anterior.

En otro informe, la Asociación Nacional de Agentes Inmobiliarios (NAR, por su sigla en inglés) dijo que su índice de ventas de casas pendientes subió un 4,5 por ciento en enero, a su mayor nivel desde abril del 2010, justo antes de la expiración de un crédito impositivo para los compradores de casas.

El alza de los contratos firmados, que se convierten en ventas luego de uno o dos meses, se sumó a datos como los de permisos de construcciones y precios de viviendas que han sugerido un giro decisivo en el mercado inmobiliario.

El sector ya no está pesando sobre la economía y la construcción de casas aportó al crecimiento económico el año pasado por primera vez desde el 2005.

Aún así, es improbable que los informes cambien la postura de política monetaria ultraexpansiva de la Reserva Federal.

Las acciones en Wall Street subían tras la divulgación de los datos. Los precios de los bonos del Tesoro de Estados Unidos oscilaban, mientras que el dólar se debilitaba frente a una cesta de principales monedas.

ACTIVIDAD FABRIL SE ENFRIA

El informe del Departamento de Comercio también mostró que los pedidos de bienes duraderos excluyendo el transporte subieron un 1,9 por ciento, su mayor incremento desde diciembre del 2011, tras subir un 1 por ciento en diciembre.

Eso fue mucho más que el alza de un 0,2 por ciento pronosticada por los economistas.

Sin embargo, los pedidos generales de bienes duraderos -ítems desde tostadoras a aeronaves destinados a durar al menos tres años- cayeron un 5,2 por ciento debido a una fuerte baja de la demanda por aeronaves civiles y de defensa.

La caída en los pedidos generales de bienes duraderos del mes pasado fue la primera desde agosto.

La actividad fabril se ha enfriado en los últimos meses tras ayudar a impulsar la economía después de la recesión del 2007-2009.

La lenta demanda interna, una política fiscal más estricta y un vacilante crecimiento global están conteniendo las manufacturas.

El mes pasado, los envíos de bienes de capital fuera del sector de defensa y excluyendo aeronaves -dato usado para calcular el gasto en equipamiento y software en el informe del Producto Interno Bruto- cayeron un 1 por ciento tras permanecer sin cambios el mes previo.

Los pedidos generales de bienes duraderos fueron afectados por un desplome del 19,8 por ciento en equipamiento de transporte debido a que la demanda por aeronaves civiles cayó un 34 por ciento.

Boeing recibió pedidos por sólo 2 aviones, menos que las órdenes por 183 aeronaves de diciembre, según información publicada en el sitio web del fabricante de aviones.

Ese declive en los pedidos probablemente no esté relacionado con la suspensión de vuelos de los aviones Boeing 787 Dreamliner tras problemas con baterías que se sobrecalentaban.

Los pedidos de aviones son muy volátiles y típicamente tienden a caer a comienzos de año.

Los pedidos de aeronaves de defensa se desplomaron un 63,8 por ciento tras saltar un 58,5 por ciento en diciembre, probablemente debido a que las nuevas órdenes fueron aplazadas antes de la entrada en vigencia de amplios recortes de gastos gubernamentales por 85.000 millones de dólares.

Los pedidos de bienes de capital de defensa se hundieron un 69,5 por ciento en enero, la mayor caída desde julio del 2000. Los pedidos por vehículos motorizados se mantuvieron planos.

Las órdenes de maquinaria registraron su mayor incremento desde mayo del 2010.

Editado en español por Patricio Abusleme

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below