Ex policía serbobosnio, condenado a 20 años de prisión por masacre en Srebrenica

viernes 11 de enero de 2013 12:35 GYT
 

SARAJEVO (Reuters) - El tribunal bosnio de crímenes de guerra condenó el viernes a 20 años de prisión a un ex policía serbio por su papel en el asesinato masivo de musulmanes producido en Srebrenica en 1995, la peor atrocidad registrada en tierra europea desde la Segunda Guerra Mundial.

Bozidar Kuvelja, de 41 años, fue declarado culpable de crímenes contra la humanidad pero absuelto de genocidio.

El tribunal ha condenado a más de 20 ex soldados y policías serbobosnios por las masacres de Srebrenica, en las que 8.000 hombres y adolescentes musulmanes fueron asesinados y arrojados a fosas comunes.

"Kuvelja está condenado por participar en la persecución y desplazamiento forzado de bosnios musulmanes de Srebrenica por motivos religiosos y étnicos, y la muerte de varias docenas de detenidos en un almacén en la cercana Kravica entre el 11 y el 14 de julio", dijo la jueza Jasmina Kosovic, que preside el tribunal.

Kosovic dijo que el comité de jueces no consideró probado más allá de la duda razonable que Kuvelja conociera la intención genocida de los principales autores del crimen.

Srebrenica, una localidad del este de Bosnia declarada "refugio seguro" por Naciones Unidas, cayó ante fuerzas serbias dirigidas por el general Ratko Mladic a finales de la guerra de 1992-95, en la que murieron unas 100.000 personas.

Mladic y su líder político durante la guerra, Radovan Karadzic, están siendo juzgados en el Tribunal de Crímenes de Guerra de Naciones Unidas en La Haya, con cargos que incluyen el genocidio en Srebrenica.

Kuvelja era un agente de la brigada especial de policía en el Centro de Formación de Jahorina, dependiente del Ministerio del Interior serbobosnio. Estaba acusado de ayudar a rodear a civiles bosnios musulmanes, dividir a los hombres de las mujeres y transportar a detenidos a docenas de lugares de ejecución, incluyendo un almacén en Kravica.

Kosovic señaló que en Kravica "miembros de la brigada de Kuvelja dispararon con armas automáticas y lanzaron granadas de mano al abarrotado almacén".

Unos 100 civiles que sobrevivieron a ese primer ataque fueron atraídos con la promesa de tratamiento médico, sólo para recibir nuevos disparos de la brigada de Kuvelja mientras se les obligaba a cantar canciones nacionalistas serbias, dijo la jueza.

(Reporte de Maja Zuvela; Traducido por Cristina Fuentes-Cantillana en la Redacción de Madrid; Editado en español por Ana Laura Mitidieri)