4 de noviembre de 2014 / 16:53 / hace 3 años

RESUMEN-Mayor déficit comercial en EEUU, debilidad exportaciones apuntan a desaceleración en crecimiento

Vista de la luna llena sobre los rascacielos de Nueva York enmarcados por una bandera estadounidense en Nueva Jersey. Imagen de archivo, 10 agosto, 2014. El déficit comercial de Estados Unidos aumentó imprevistamente en septiembre debido a que las exportaciones cayeron a mínimos de cinco meses, lo que sugiere una desaceleración de la demanda global que podría afectar el crecimiento económico del país en los últimos tres meses del año.Eduardo Munoz

WASHINGTON (Reuters) - El déficit comercial de Estados Unidos aumentó imprevistamente en septiembre debido a que las exportaciones cayeron a mínimos de cinco meses, lo que sugiere una desaceleración de la demanda global que podría afectar el crecimiento económico del país en los últimos tres meses del año.

El Departamento de Comercio dijo el martes que la brecha comercial en septiembre se incrementó un 7,6 por ciento a 43.030 millones de dólares. El dato se compara con los 40.000 millones de dólares que calcularon economistas encuestados por Reuters.

"El decepcionante desempeño de la actividad de envíos sugiere que la pérdida de competitividad en exportaciones por causa de la fortaleza del dólar y de un contexto global débil se están convirtiendo en un lastre neto sobre la actividad económica en Estados Unidos", dijo Millan Mulraine, economista de TD Securities en Nueva York.

La brecha de septiembre es mayor que el déficit de 38.100 millones de dólares que había asumido el Gobierno en su estimación avanzada del Producto Interno Bruto (PIB) para el tercer trimestre, publicada la semana pasada.

El dato se conoce un día después de un reporte que mostró un declive en el gasto de construcción en septiembre.

Los economistas dijeron que la suma de los dos informes sugeriría que la proyección de un crecimiento anual de 3,5 por ciento podría reducirse en hasta medio punto porcentual, cuando el Gobierno estadounidense divulgue sus revisiones este mes.

El comercio habría contribuido con 1,32 puntos porcentuales al crecimiento del PIB.

En otro reporte publicado el martes, el Departamento de Comercio dijo que los nuevos pedidos de bienes a las fábricas de Estados Unidos cayeron en septiembre por segundo mes consecutivo. Sin embargo, se espera que una demanda doméstica relativamente firme ayude a la actividad en las fábricas en el país.

Las exportaciones de septiembre disminuyeron 1,5 por ciento a 195.590 millones de dólares, el mínimo desde abril, en una señal de que la debilidad de la demanda en mercados clave como China y la zona euro comienza a sentirse.

Las exportaciones podrían seguir flojas luego de que un sondeo entre los manufactureros estadounidenses publicado el lunes reflejó un declive en el indicador del crecimiento de los pedidos de exportación.

FORTALECIMIENTO DEL DÓLAR

Aparte de la menor demanda global, se cree que el crecimiento de las exportaciones está afectado por el fortalecimiento del dólar, que en lo que va de este año ha subido alrededor de un 4 por ciento contra las divisas de los principales socios comerciales de Estados Unidos.

El declive en las exportaciones en septiembre fue generalizado, excepto para el rubro de alimentos y bebidas, cuyos envíos aumentaron.

Las exportaciones a la Unión Europea bajaron un 6,5 por ciento en septiembre, mientras que a China bajaron un 3,2 por ciento. Los envíos a Japón bajaron un 14,7 por ciento.

También hubo bajas en las exportaciones a México y a Brasil.

En general, las compras al exterior se mantuvieron sin cambios en septiembre, con las importaciones de petróleo bajando a su mínimo desde noviembre de 2009. El auge energético doméstico hizo que Estados Unidos redujera su dependencia del crudo importado.

El declive en los precios del crudo, que han tocado un mínimo de siete meses en septiembre, también contribuye a poner una presión a la baja en el valor de las importaciones de petróleo.

No obstante, la importaciones de bienes de consumo fueron las más altas de las que se tiene registro.

Pese a que a los economistas les decepcionó el estancamiento en las importaciones, el alza en las compras externas de bienes de consumo fue considerada alentadora ya que apunta a que la demanda interna se estaría afirmando.

"La fortaleza del dólar no está colaborando mucho en incentivar la demanda del consumidor por bienes fuera de las fronteras de Estados Unidos", dijo Jennifer Lee, economista de BMO Capital Markets, en Toronto.

Las importaciones desde China tocaron un máximo histórico, con lo que la brecha comercial -políticamente sensible- queda en 35.600 millones de dólares, la más alta de la que se tiene registro.

Las importaciones desde Canadá fueron las más altas desde julio de 2008.

Reporte de Lucia Mutikani, Editado en español por Janisse Huambachano/Manuel Farías

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below