26 de febrero de 2015 / 1:57 / en 3 años

Argentina evalúa emisión de deuda a largo plazo bajo ley local: funcionario

Un grafiti alusivo a la crisis de deuda de Argentina en Buenos Aires, sep 24 2014. Argentina, que tiene virtualmente cerrados los mercados globales de crédito debido a una larga disputa por sus bonos impagos, considera emitir deuda en dólares a largo plazo bajo legislación local, dijo el viceministro de Economía, Emmanuel Álvarez Agis, en una entrevista publicada el miércoles por un diario local. REUTERS/Marcos Brindicci

BUENOS AIRES (Reuters) - Argentina, que tiene virtualmente cerrados los mercados globales de crédito debido a una larga disputa por sus bonos impagos, considera emitir deuda en dólares a largo plazo bajo legislación local, dijo el viceministro de Economía, Emmanuel Álvarez Agis, en una entrevista publicada el miércoles por un diario local.

En medio de la fuerte necesidad de financiamiento que tiene el país para poner en movimiento una economía estancada y con una elevada inflación, Argentina ya había lanzado una emisión de deuda local en diciembre, junto con una propuesta de cancelación anticipada de títulos que vencen este año.

Muchos analistas consideraron que la parte de la emisión de deuda de esa operación naufragó por el escaso interés de los inversores, pero el Gobierno dijo que la oferta de cancelación anticipada fue exitosa porque muy pocos la habían tomado, indicando confianza en la capacidad de pago gubernamental.

El país sudamericano busca colocar ‘Bonar 2024’ a través del Deutsche Bank y JPMorgan, dijo más tarde IFR -un servicio especializado en deuda de Thomson Reuters-, que citó a dos personas con conocimiento en la oferta.

Según las fuentes, se pretendería colocar unos 2.700 millones de dólares destinados a amortizar una parte del ‘Boden 2015’, que tienen vencimiento durante el segundo semestre del año.

Ambos bonos tienen legislación argentina, con la que se busca evitar contratiempos judiciales en Estados Unidos, según IFR.

NML Capital Ltd, uno de los acreedores que no aceptaron el canje de deuda propuesto oportunamente por Argentina, dijo que estaba “consternado de que JPMorgan y Deutsche Bank estén participando en las tramas de un moroso internacional, tramas que creemos son un intento de evadir la aplicación judicial de los derechos de los tenedores de bonos”.

JPMorgan y Deutsche Bank se negaron a comentar del tema.

“Nuestro equipo está examinando financiamiento de largo plazo en dólares bajo ley local”, dijo el funcionario al matutino Ámbito Financiero.

“Argentina tiene que finalizar las grandes obras de infraestructura que le permitan superar los desafíos que plantea el período de crecimiento más grande que haya vivido nuestro país”, agregó Álvarez Agis.

En diciembre, Argentina colocó apenas 286 millones de dólares de un total de 3.000 millones ofrecidos en bonos en dólares con vencimiento en 2024. [nL1N0TW24K]

Argentina ha estado fuera de los mercados internacionales desde su multimillonaria cesación de pagos del 2002, que derivó en una intensa batalla judicial con acreedores a los que denomina “fondos buitres”, quienes demandaron al país por sus tenencias de títulos impagos.

Los fondos de cobertura obtuvieron una sentencia a su favor en una corte de Estados Unidos, donde el juez Thomas Griesa falló que Argentina debía pagarles 1.330 millones de dólares más intereses por sus tenencias de títulos en default.

Tras el fallo, Argentina cayó en una cesación de pagos selectiva al negarse a cumplir la sentencia y fue declarada en desacato.

Griesa también ordenó impedir que el país realice pagos a los acreedores que aceptaron las reestructuraciones del 2005 y 2010 de su deuda en default.

“Argentina va a seguir trabajando para que el sistema judicial de Estados Unidos revise una decisión irracional como la del juez Griesa”, dijo Álvarez Agis a Ámbito.

“Un país soberano no puede ser declarado en desacato”, agregó el viceministro.

Alejandro Vanoli, presidente del Banco Central, apoyó el miércoles la iniciativa al destacar que Argentina enfrenta una “ventana de oportunidad importante” para la colocación de deuda debido a las mejoras en el contexto global.

La autoridad del central hizo referencia a los indicios de la presidenta de la Reserva Federal de Estados Unidos, Janet Yellen, de que no tiene apuro para elevar las tasas de interés.

“Me parece muy oportuno poder ver cuáles son las alternativas de financiamiento que hay para el Tesoro nacional”, dijo Vanoli en una entrevista con radio Blue.

Ante la imposibilidad de acceder a los mercados internacionales, el Gobierno de la presidenta Cristina Fernández ha utilizado desde el 2010 las reservas internacionales del Banco Central para el pago de deuda, lo que llevó a una fuerte caída de esos fondos.

Las reservas totalizaron el martes 31.391 millones de dólares desde los 48.000 millones que reportaban a fines de enero de 2010.

“Haya acuerdo o no haya acuerdo (con los holdouts), lo cierto es que Argentina tiene la posibilidad de financiarse, la Argentina tiene la posibilidad de manejar su posición externa, su posición fiscal con autonomía, con los recursos existentes y eventualmente con colocaciones locales”, agregó Vanoli.

Reporte de Eliana Raszewski; Reporte adicional de Jorge Otaola; Editado por Nicolás Misculin/Gabriel Burin

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below