8 de abril de 2015 / 20:04 / hace 2 años

Gobernador banco central de México dice peso tiene espacio para apreciarse

El gobernador del banco central de México, Agustín Carstens, toma parte de una reunión del FMI en Washington. Imagen de archivo, 9 octubre, 2014. Carstens dijo el miércoles que el peso mexicano tiene espacio para apreciarse, en medio de la fuerte depreciación que ha registrado por la caída de los precios del crudo y la expectativa de un alza de tasas en Estados Unidos. REUTERS/Joshua Roberts

MÉXICO DF (Reuters) - El gobernador del banco central de México, Agustín Carstens, dijo el miércoles que el peso mexicano tiene espacio para apreciarse, tras el duro revés que ha registrado por la caída de los precios del crudo y la expectativa de un alza de tasas en Estados Unidos.

El peso ha perdido alrededor de un 10 por ciento desde inicios de noviembre y el 11 de marzo tocó su mínimo nivel histórico, a 15.669 unidades por dólar.

Ese día, la Comisión de Cambios -integrada por la Secretaría de Hacienda y el Banco de México- anunció la reactivación de un sistema de subastas diarias de dólares sin precio mínimo, adicional a un mecanismo que ya ofrece desde diciembre 200 millones de dólares al día, para apuntalar la alicaída moneda.

“Realmente el peso tiene espacio para apreciarse y eso mismo bajaría la presión sobre la inflación”, dijo Carstens a periodistas tras una comparecencia en la Cámara de Diputados.

El banquero consideró que a la luz de su desempeño de un año a la fecha, el peso mexicano ya experimentó una depreciación suficiente y tiene espacio para una corrección, aunque reconoció que es difícil establecer una expectativa.

“El entorno sigue estando complejo, pero por otro lado también hemos reforzado nuestra política macroeconómica, entonces eso también es algo que debería ayudar a que en el mediano y largo plazo el tipo de cambio esté mejor comportado”, afirmó.

Carstens resaltó el papel de la moneda como uno de los determinantes de la inflación, que a su vez resulta afectado por los movimientos de las tasas de interés en Estados Unidos.

En tal sentido, sostuvo que en la medida que las expectativas y el desempeño de la inflación sean alteradas por estos determinantes el Banco de México (central) podría actuar.

Asimismo, dijo que la probabilidad de que la Reserva Federal de Estados Unidos postergue un eventual alza de sus tasas de interés desde junio hasta septiembre, de acuerdo con las más recientes previsiones del mercado, amplía el margen de acción de Banxico.

“Ciertamente le da más espacio a Banco de México para tomar su respuesta en caso de que sea necesaria dadas las expectativas de inflación y el desempeño de la inflación al momento en que esto se dé”, afirmó Carstens.

La inflación anual se moderó hasta la primera mitad de marzo, ubicándose por debajo de la meta del banco central del 3.0 por ciento, a pesar de la debilidad de la moneda local que amenaza con presionar los precios de algunas mercancías.

El índice de precios al consumidor de México creció un 2.97 por ciento a tasa anual frente al 3.89 por ciento que anotó en el mismo periodo del año anterior, de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía, INEGI.

Escrito por Adriana Barrera. Editado por Luis Azuaje

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below