3 de diciembre de 2015 / 21:45 / en 2 años

Medidas de "Súper Mario" decepcionan y provocan dudas sobre poder del BCE sobre la inflación

LONDRES (Reuters) - La falta de ambición percibida en los esfuerzos del Banco Central Europeo para estimular la economía preocupó el jueves a los mercados financieros, que temen que ni siquiera "Súper Mario" Draghi sea capaz de conseguir que la inflación vuelva al objetivo meta.

Una baja de apenas una décima de punto porcentual de la tasa de depósitos y una prorroga de seis meses del programa de compra de bonos gubernamentales llevaron a la mayor caída de las acciones europeas en tres meses y provocaron el alza más abrupta del euro desde marzo.

La reacción más decidora fue en el mercado de bonos.

Los rendimientos de la deuda de Alemania y otros gobiernos de la eurozona anotaron su mayor alza en meses y, en el caso de los bund alemanes a dos años, el avance fue el mayor desde marzo de 2011. [GVD/EUR]

Para quienes piensan con más perspectiva, la tasa de inflación implícita a cinco años -una medida de expectativas de precios que usualmente menciona el BCE- cayó a un 1,75 por ciento tras la reunión, después de haber estado antes cerca del 1,81 por ciento..

De hecho, se trató de una estimación clara de los inversores de que un 2 por ciento de inflación en la zona del euro, el único norte en la brújula del BCE, seguirá fuera de alcance en el futuro próximo.

"Si la economía y la fuerza de los bancos centrales nos decepciona, será una mezcla para la que el mercado no está preparado", dijo Didier St Georges, director gerente de la administradora de fondos Carmignac.

Los temores a una deflación se profundizaron por la súbita alza del euro por encima de 1,09 dólares, además de su apreciación frente a la libra y las monedas escandinavas.

La primera lectura de la inflación de noviembre en la zona euro mostró esta semana un alza apenas perceptible de un 0,1 por ciento. Una revisión el jueves del BCE de su propio pronóstico hasta el 1 por ciento en 2016 y un 1,6 por ciento en 2017 desconcertó aún más a los inversores.

"Todo el mundo esperaba que Draghi fuera el caballero andante de Europa de nuevo, pero en realidad no ocurrió", dijo el gerente de inversiones de Aberdeen Asset Management, Patrick O'Donnell.

Para quienes están pendientes del BCE, la pregunta es si Draghi y sus colegas están reservando munición en caso de que la economía vaya a peor, o si sus opciones se están reduciendo.

El jefe italiano del BCE dijo que se discutieron más medidas y que están preparado para ir más allá si hay necesidad.

"Las condiciones financieras comenzarán a crear más riesgos bajistas para las previsiones del BCE si la reacción que tuvo el mercado se prolonga en los próximos días", dijo el economista jefe para la eurozona de UniCredit, Marco Valli.

Editado en español por Javier López de Lérida

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below