18 de diciembre de 2015 / 9:29 / en 2 años

BOJ mantiene meta de base monetaria, lanza plan para promover gasto de capital, salarios

TOKIO (Reuters) - El Banco de Japón mantuvo su ritmo actual de impresión de dinero el viernes, pero reorganizó su programa de estímulo a fin de avanzar los planes del primer ministro Shinzo Abe para instar a las empresas reticentes a elevar los salarios y la inversión.

Un hombre camina cerca del edificio del Banco de Japón, en Tokio, 30 de octubre de 2015. El Banco de Japón mantuvo su ritmo actual de impresión de dinero el viernes, pero reorganizó su programa de estímulo a fin de avanzar los planes del primer ministro Shinzo Abe para instar a las empresas reticentes a elevar los salarios y la inversión. REUTERS/Thomas Peter/Files

Como se esperaba, el banco central mantuvo intacto su objetivo de “flexibilización cuantitativa y cualitativa” para aumentar el dinero en efectivo y depósitos en circulación en 80 billones de yenes (660.000 millones de dólares) y el ritmo al que compra bonos soberanos y fondos fiduciarios que invierte en acciones y propiedades.

Pero decidió prorrogar la duración de los bonos soberanos japoneses que compra de 10 a 12 años a partir del 2016 y estableció un fondo de 300.000 millones de yenes para comprar fondos cotizados en bolsa, que apuntará específicamente a las empresas que aumenten activamente su gasto de capital y los salarios.

El gobernador del Banco de Japón, Haruhiko Kuroda, dijo que las nuevas medidas no equivalen a una relajación ampliada de la política monetaria.

“Hemos tomado medidas para complementar la flexibilización cuantitativa y cualitativa para que podamos ampliar el programa sin dudarlo si es necesario”, dijo Kuroda en una conferencia de prensa después de la decisión del Banco de Japón (BOJ, por su sigla en inglés).

“Las empresas y los hogares se están alejando de una mentalidad deflacionaria”, dijo. “Pero hay discrepancias entre los sectores, por lo que queremos ampliar el impulso positivo. Queríamos hacer todo lo que podíamos para apoyar esta campaña”, agregó.

Las decisiones del viernes subrayan la determinación del BOJ para ayudar a los esfuerzos de Abe que buscan presionar a las empresas para que desvíen más de sus ganancias récord a las alzas salariales y nuevas inversiones, algo visto como crucial para alejar a la economía de la deflación de forma sostenible.

Pero el nuevo énfasis de la política también subraya las preocupaciones del BOJ sobre cuánto tiempo podría mantener la compra de activos a la tasa actual, que ya ha engullido el 30 por ciento de los bonos soberanos en circulación.

( 1 dólar = 122,44 yenes)

Reporte de Leika Kihara, Stanley White, Tetsushi Kajimoto y Kaori Kaneko. Editado en español por Carlos Aliaga

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below