17 de noviembre de 2016 / 19:57 / en 10 meses

México sube tasa de interés en 50 puntos base a pocos días de la victoria de Trump

La sede del Banco de México en Ciudad de México, ene 23, 2015. El banco central de México aumentó el jueves en 50 puntos base su tasa de interés clave a 5.25 por ciento para contrarrestar presiones inflacionarias y ante la fuerte depreciación del peso tras la victoria de Donald Trump en las elecciones de Estados Unidos. REUTERS/Edgard Garrido

CIUDAD DE MÉXICO (Reuters) - El banco central de México subió el jueves su tasa de interés clave en 50 puntos base para contrarrestar las presiones inflacionarias, derivadas en gran medida de la depreciación del peso tras la victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales de Estados Unidos.

El objetivo para la Tasa de Interés Interbancaria a un día es ahora de un 5.25 por ciento, un nivel que no alcanzaba desde mayo del 2009, poco después del inicio de la crisis financiera global.

El aumento, el cuarto de medio punto porcentual en el año, estuvo en línea con las expectativas de los analistas, según un sondeo de Reuters.

Más tarde, durante un evento en la noche con el secretario de hacienda, José Antonio Meade, el jefe del Banco Central, Agustín Carstens dijo: “el Banco de México va a buscar que mantengamos fundamentos sanos (...) porque esto es clave para anclar el tipo de cambio”.

La moneda mexicana se desplomó a un mínimo histórico de 21.395 por dólar tras el triunfo del magnate inmobiliario y en lo que va del año se ha depreciado casi un 18 por ciento. Tras el anuncio del jueves, el peso se debilitó más de un 1 por ciento, pero luego recortaba pérdidas.

La autoridad monetaria dijo que, además de contrarrestar las presiones inflacionarias y anclar las expectativas de alzas de precios, la Junta de Gobierno seguirá vigilante de la posición monetaria relativa entre México y Estados Unidos, sin descuidar la evolución de la brecha del producto.

“Esto, con el fin de estar en posibilidad de continuar tomando las medidas necesarias para consolidar la convergencia eficiente de la inflación al objetivo de 3.0 por ciento, con toda flexibilidad, en el momento y la magnitud en que las condiciones lo requieran”, dijo en su comunicado.

Algunos analistas dijeron que aunque hubo apuestas de un alza mayor de la tasa, Banxico actuó acertadamente.

“En mi opinión los 50 (puntos base) fue el movimiento correcto. Todavía es muy temprano para saber cuál va ser el efecto de las nuevas políticas del presidente electo Trump, entonces es guardar un poco del ‘parque’ para el futuro”, dijo Alfonso Esparza, estratega de Oanda en Toronto.

Pero para Alfredo Coutiño, director para América Latina de Moody´s Analytc, el mercado posiblemente esté pensando que la medida no es suficiente para detener la volatilidad en el mercado cambiario. “Y eso me hace pensar que viene otro incremento de tasas de aquí a fin de año”.

PREVISIONES BAJO RIESGO

La economía mexicana, la segunda más grande de Latinoamérica, ha sido golpeada por la baja de los precios del crudo, lo que ha llevado al Gobierno a recortar el gasto público y el de la estatal petrolera Pemex.

Tanto el Banco de México (Banxico) como el Gobierno han ajustado sus expectativas de crecimiento en el 2016 y el 2017. Para el próximo año la administración del presidente Enrique Peña Nieto anticipa una expansión de entre un 2.0 y un 3.0 por ciento.

“El nuevo entorno internacional que enfrenta la economía mexicana sugiere que el balance de riesgos para el crecimiento presentó un deterioro adicional”, dijo el banco central.

La entidad estima que la inflación estará algo sobre el 3.0 por ciento hacia el cierre de este año, tras alcanzar un 3.64 por ciento hasta octubre, el dato mensual más alto desde marzo del 2015.

Banxico pronosticó que la inflación subyacente despedirá el 2016 moderadamente por encima de un 3.0 por ciento y que en 2017 los dos indicadores (general y subyacente) estarán sobre el objetivo de inflación (de 3 por ciento +/- un punto), acercándose ambos a niveles cercanos a un 3.0 por ciento hacia fines del 2018.

No obstante advirtió que esta previsión “está sujeta a riesgos” si persiste la incertidumbre externa o se acentúa la depreciación del peso, lo que podría llegar a contaminar las expectativas de inflación.

“A los efectos que el resultado de la elección en Estados Unidos pudiera tener sobre la relación bilateral con México, hay que añadir la posibilidad de nuevos episodios de volatilidad asociados a diversos riesgos que continúan prevaleciendo en la economía internacional”, dijo el banco sobre el escenario de incertidumbre que enfrenta el país.

Trump ha dicho que pretende renegociar o hasta desechar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) que conforman Canadá, Estados Unidos y México y construir un muro fronterizo financiado con las remesas que envían los mexicanos a sus familias.

Escrito por Ana Isabel Martínez, reporte adicional Michael O'Boyle. Editado por Javier López de Lérida

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below