18 de julio de 2017 / 11:36 / en 3 meses

Inflación británica se desacelera sorpresivamente, quita presión al Banco de Inglaterra

LONDRES (Reuters) - La inflación británica se desaceleró inesperadamente el mes pasado por primera vez desde octubre, lo que redujo las expectativas entre los inversores respecto a que el Banco de Inglaterra decida subir pronto las tasas de interés luego de una década de costos de endeudamiento ultra bajas.

Imagen de archivo. El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, observa al vicegobernador de Política Monetaria, Ben Broadbent, durante la conferencia de prensa trimestral del Banco Central sobre la inflación en el Banco de Inglaterra, Londres. 11 mayo, 2017.REUTERS/Adrian Dennis/Pool - RTS16706

Los precios al consumidor subieron un 2,6 por ciento interanual, dijo el martes la Oficina Nacional de Estadísticas, frente a un máximo de casi cuatro años de 2,9 por ciento registrado en mayo.

    Los economistas esperaban que el dato se mantuviera sin cambios y algunos de ellos recortaron sus previsiones sobre el índice de precios al consumidor a un aumento de apenas por debajo del 3 por ciento en el 2017, luego del reporte del martes.

Pero el gobernador del BoE, Mark Carney, dijo que el “panorama general” para la inflación seguía siendo el mismo y que lo principal para impulsar la tasa aún es la baja de la libra esterlina después de la votación a favor del Brexit el año pasado.

“Eso es lo que ha estado impulsando la inflación y estará por encima de la meta por un tiempo y las cifras de hoy son consistentes con una percepción”, dijo a Sky News.

La libra esterlina cayó medio centavo frente al dólar tras conocerse la cifra, y los precios de los bonos del gobierno británico avanzaron, ya que el dato sugirió que el Banco de Inglaterra tendrá poca presión para subir tipos cuando se reúna a principios de agosto, pese a la preocupación de algunos de sus miembros acerca de las alzas de precios.

La desaceleración de la inflación fue la más pronunciada entre dos meses desde febrero del 2015, y se debió en gran medida al descenso de los precios mundiales del petróleo, mostrando además señales de menor presión de precios en las fábricas.

    “Esto va a acabar con las posibilidades de una subida de tipos a corto plazo. Sabremos más sobre lo que piensa el Banco de Inglaterra en un par de semanas, pero podemos esperar que las peticiones de alzas de tasas se limiten a un quejido”, dijo Lucy O‘Carroll, economista jefe de Aberdeen Asset Management.

No obstante, muchos economistas han dicho que esperan que la inflación repunte nuevamente pronto, sumando presión a las familias, que ya están viendo que sus salarios crecen más lentamente que los precios.

Editado en español por Ana Laura Mitidieri y Marion Giraldo

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below