June 13, 2018 / 3:31 PM / 4 months ago

Trump e Irán intercambian duras palabras sobre precios del crudo antes de cumbre OPEP

WASHINGTON/LONDRES (Reuters) - Donald Trump e Irán intercambiaron duras palabras el miércoles sobre los precios del crudo, con acusaciones de Teherán contra el presidente de Estados Unidos por contribuir a la volatilidad tras retirar al país el mes pasado de un acuerdo nuclear internacional.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, a su llegada a la base Andrews de la Fuerza Aérea estadounidense proveniente de Singapur, jun 13, 2018. REUTERS/Jonathan Ernst

Trump inició la última controversia al renovar sus ataques contra la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), diciendo en un tuit que los precios del crudo están demasiado altos por culpa del cartel.

Los precios del petróleo han subido cerca de un 60 por ciento en el último año, después de que la OPEP y países ajenos al grupo como Rusia empezaron a reducir su exceso de oferta. El cartel se reunirá la próxima semana para evaluar si pone fin al acuerdo.

El gobernador de Irán en la OPEP, Hossein Kazempour Ardebili, respondió con rapidez a Trump, afirmando que “no puede imponer sanciones a dos miembros fundadores de la OPEP y seguir culpando a la OPEP por la volatilidad de los precios del crudo”, señaló en un comunicado enviado a Reuters en el que se refirió también a Venezuela.

Tras tocar un pico en mayo de 80,50 dólares por barril, los precios han bajado algo y el Brent cotizaba el miércoles a cerca de 76 dólares, en parte por la posibilidad de que el acuerdo concluya y porque Arabia Saudita y Rusia ya han empezado a incrementar su bombeo.

“Los precios del petróleo están demasiado altos, la OPEP lo está haciendo otra vez. ¡No es bueno!”, escribió Trump en su cuenta de Twitter el miércoles. La última vez que había abordado este asunto fue en abril.

Está previsto que el pacto de reducción del suministro petrolero se prolongue hasta fines de 2018, pero no está claro que vaya a continuar en 2019. No obstante, los cálculos cambiaron después de que Trump anunció en mayo la retirada de Estados Unidos del acuerdo de 2015 que restringía el programa nuclear iraní a cambio del levantamiento de sanciones.

La decisión estadounidense elevó la presión sobre los clientes europeos y asiáticos para que dejen de importar crudo iraní y dejen de hacer negocios con el país. En respuesta, Arabia Saudita, archirrival de Irán y el mayor productor de la OPEP, dijo que analizaría un aumento del suministro.

Reporte de Susan Heavey y Doina Chiacu en Washington y Alex Lawler en Londres; escrito por David Gaffen; editado en español por Gabriela Donoso y Carlos Serrano

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below