26 de abril de 2016 / 17:16 / hace un año

RESUMEN- Débiles datos fabriles y de confianza consumidor nublan panorama crecimiento de EEUU

de Boeing trabajando en la planta de la compañía en Renton, Washington. 7 de diciembre de 2015. Los pedidos de bienes duraderos manufacturados en Estados Unidos repuntaron mucho menos que lo esperado en marzo por una caída de la demanda de automóviles, computadoras y bienes eléctricos, lo que sugiere que la desaceleración del sector fabril está lejos de concluir aún. REUTERS/Matt Mills McKnight

WASHINGTON (Reuters) - Los pedidos de bienes duraderos manufacturados en Estados Unidos repuntaron mucho menos que lo esperado en marzo por una caída de la demanda de automóviles, computadoras y bienes eléctricos, lo que sugiere que la desaceleración del sector fabril está lejos de concluir aún.

El reporte del martes del Departamento de Comercio insinuó también que el gasto de las empresas y el crecimiento económico fueron débiles en el primer trimestre. Y las perspectivas para el segundo trimestre se ensombrecieron tras otro informe que mostró un descenso de la confianza del consumidor en abril.

Los datos se conocieron mientras funcionarios de la Reserva Federal comenzaban una reunión de política monetaria. La Fed mantendría sin cambios las tasas de interés, tras haberlas subido en diciembre por vez primera en casi una década.

“Estos decepcionantes reportes se sumarán probablemente a la cautela de la Fed. Ante el débil desempeño en estos dos segmentos claves de la economía, esperamos que el rebote del impulso del crecimiento en el segundo trimestre sea bastante flojo”, dijo Millan Mulraine, economista subjefe de TD Securities en Nueva York.

El Departamento de Comercio dijo que los pedidos de bienes duraderos -que incluyen desde tostadoras hasta aviones fabricados para durar tres años o más- subieron un 0,8 por ciento el mes pasado, tras un declive del 3,1 por ciento en febrero.

Economistas habían pronosticado en promedio que los pedidos crecerían un 1,8 por ciento.

El reporte de bienes duraderos se unió a los recientes reportes de ventas minoristas, comercio y producción industrial, insinuando que el crecimiento se ralentizó más en el primer trimestre. La economía creció a una anémica tasa anualizada del 1,4 por ciento en el cuarto trimestre.

Las estimaciones de crecimiento del Producto Interno Bruto en el primer trimestre son de un magro 0,3 por ciento. El Gobierno publicará su estimación avanzada del PIB el jueves.

En tanto, un reporte del grupo Conference Board mostró que su índice de confianza del consumidor cayó 1,9 puntos, a 94,2 en abril. Los consumidores se manifestaron algo pesimistas ante las perspectivas a corto plazo de la economía, implicando que no esperan un repunte de la actividad.

Editado en español por Carlos Serrano

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below