12 de septiembre de 2017 / 19:49 / en 10 días

Apple presenta el iPhone X a 999 dlrs e intenta recuperar el liderazgo en innovación

El vicepresidente de márketing mundial de productos de Apple , Phil Schiller, en la presentación del teléfono iPhone X en Cupertino, EEUU, sep 12, 2017. REUTERS/Stephen Lam

CUPERTINO, EEUU (Reuters) - Apple Inc presentó el martes su muy esperado nuevo teléfono, el iPhone X, que tiene un nuevo diseño con vidrio y acero inoxidable y que el presidente de la compañía calificó como “el mayor avance desde el lanzamiento del primer iPhone”.

El lanzamiento tuvo pocas sorpresas y el precio del iPhone de 999 dólares generó dudas al igual que la fecha de entrega -el 3 de noviembre-, lo que abrió interrogantes sobre las restricciones de oferta que puede haber antes de la temporada navideña.

Inversores y consumidores habían visto el lanzamiento en el décimo aniversario del iPhone como una oportunidad para que Apple actualizara su línea de teléfonos inteligentes, que ha perdido terreno en funcionalidades frente a la competencia.

El año pasado, los ingresos de la compañía bajaron porque muchos consumidores consideraron al iPhone 7 como muy parecido al iPhone 6.

El iPhone X cuenta con una serie de innovaciones, incluyendo carga inalámbrica, una cámara infrarroja y equipo especial para el reconocimiento facial, que sustituirá al sensor de huella digital para desbloquear el teléfono. El botón de inicio también desapareció y bastará una pulsación para activar el teléfono.

El lanzamiento del teléfono es el evento más importante para Apple en años, al igual que la temporada de compras navideña que sigue a la presentación.

    Las acciones de Apple cerraron con una baja de un 0,4 por ciento tras haber subido hasta un 1 por ciento durante el lanzamiento.

Tim Ghriskey, presidente de inversión de Solaris Asset Management, dijo que no le preocupaba la fecha de entrega del nuevo teléfono y que apreciaba las nuevas funciones, pero que no hubo grandes sorpresas. “Vende con la noticia”, sostuvo. “No hablaron de Apple más allá del iPhone ni de inteligencia artificial”.

La pantalla del iPhone X, que Apple llamó Super Retina, es aproximadamente del tamaño del actual iPhone 7 plus, pero el teléfono en sí es más pequeño. El dispositivo ofrece colores mucho más vivos gracias a la tecnología OLED, que otros fabricantes como Samsung también están desarrollando.

En un momento embarazoso para el vicepresidente de Apple, Craig Federighi, el desbloqueo con reconocimiento facial no funcionó durante la presentación en el escenario.

Apple también presentó el iPhone 8 y el iPhone 8 Plus, que se asemejan al iPhone 7, pero tienen un reverso de vidrio para carga inalámbrica. Los nuevos teléfonos también cuentan con el primer procesador gráfico de Apple -que ofrece una mayor velocidad-, mejores cámaras y algunas características para aplicaciones de realidad aumentada.

La compañía también lanzó una gran actualización de su reloj Apple Watch, que ahora será capaz de hacer llamadas telefónicas y acceder a internet sin tener que estar vinculado a un iPhone. El reloj de la serie 3, como se le llamó, costará 399 dólares.

    La compañía no proporcionó previsiones para las ventas del Apple Watch, pero el presidente ejecutivo, Tim Cook, dijo que habían subido un 50 por ciento desde el año anterior y que el reloj de la compañía ahora es el más vendido del mundo.

La presentación de productos se realizó en el Auditorio Steve Jobs del nuevo campus de la compañía, una ocasión en que se homenajeó al fundador de la empresa, quien murió en 2011.

Reporte de Stephen Nellis; Editado en español por Javier López de Lérida

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below