September 14, 2018 / 3:29 PM / 2 months ago

Banco Central de Brasil podría dar señales de que está más cerca de subir tasas

El Banco Central de Brasil en Brasilia, mayo 16, 2017. REUTERS/Ueslei Marcelino

BRASILIA (Reuters) - El Banco Central de Brasil posiblemente dejará sus tasas de interés sin cambios en mínimos históricos el miércoles, pese a la marcada depreciación del real, mostró un sondeo de Reuters, pero podría adoptar una postura más restrictiva como un primer paso para alinear su política monetaria con la de sus pares.

Una de las principales fuentes de incertidumbre este año procede de las elecciones presidenciales, cuya primera ronda se realizará el 7 de octubre. Se trata de uno de los resultados más abiertos de predecir en décadas y se llevarán adelante mientras Brasil encara una tasa de desempleo de dos dígitos y una inflación débil.

De modo que se espera que el comité de política monetaria, conocido como Copom, deje estable la tasa referencial Selic en 6,50 por ciento el miércoles al final de su reunión de dos días, según casi todos los 40 economistas encuestados por Reuters entre el 10 y el 13 de septiembre.

La única entidad financiera con una previsión distinta, Société Générale, estima un alza de 25 puntos básicos, a 6,75 por ciento.

“Sospechamos que las autoridades (del Banco Central) preferirán alterar la guía desde neutral hacia restrictiva, en lugar de optar por un alza inmediata de tasas en esta reunión”, escribió el analista de ING Gustavo Rangel en una nota a clientes.

“En vista de que hay una baja inflación y de que todavía hay herramientas sustanciales para intervenir en el mercado cambiario, si fuera necesario las autoridades pueden esperar hasta después de las elecciones, cuando será posible determinar mejor el panorama fiscal y económico”, sostuvo.

El temor de los inversores y operadores cambiarios a que el próximo presidente brasileño decida no seguir recortando los gastos públicos para controlar la deuda ha exacerbado los efectos de una liquidación de los mercados emergentes, lo que empujó al real a mínimos históricos.

El nerviosismo en torno a una economía tambaleante, en especial luego de la huelga de camioneros que casi paralizó el transporte de suministros en mayo, había llevado al Banco Central a abstenerse de emitir una guía sobre el panorama a futuro para las tasas de interés.

Pero ahora que la moneda se ha desplomado, el Banco Central podría verse obligado a adoptar una posición inclinada al ajuste monetario en su comunicado, de acuerdo a varios economistas, y es posible que establezca las condiciones que garantizarían un futuro aumento de tasas.

Reporte de Bruno Federowski. Editado en español por Marion Giraldo

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below