21 de noviembre de 2013 / 16:53 / en 4 años

RESUMEN- Mercado laboral de EEUU se fortalece, pero inflación aún es benigna

Por Lucia Mutikani

Un postulante a un empleo rellena una aplicación en una feria laboral en Filadelfia, EEUU, jul 25 2013. El número de estadounidenses que presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo cayó la semana pasada y la actividad manufacturera del país alcanzó un máximo nivel en ocho meses a comienzos de noviembre, lo que apunta a cierta fortaleza en la economía. REUTERS/Mark Makela

WASHINGTON (Reuters) - El número de estadounidenses que presentaron nuevas solicitudes de subsidios por desempleo cayó la semana pasada y la actividad manufacturera del país alcanzó un máximo nivel en ocho meses a comienzos de noviembre, lo que apunta a cierta fortaleza en la economía.

Pese a que la economía parece tener un impulso al inicio del cuarto trimestre, no existen señales de que la inflación se acelere en el corto plazo.

Otros datos publicados el jueves mostraron que los precios mayoristas cayeron por segundo mes consecutivo en octubre, mientras que la actividad fabril en la costa este del país cayó en noviembre.

Los pedidos iniciales de beneficios estatales por desempleo cayeron en 21.000, a una cifra desestacionalizada de 323.000, dijo el Departamento del Trabajo.

Eso fue mejor al pronóstico de los economistas de una baja a 335.000 nuevas solicitudes.

Sin embargo, un feriado público el lunes pasado podría haber contribuido en parte a la reducción en las solicitudes, aunque el Departamento del Trabajo no citó factores especiales que hubieran influido en el dato.

El promedio móvil de cuatro semanas para nuevas solicitudes, que elimina la volatilidad semanal, cayó en 6.750 a 338.500. El dato de solicitudes cubrió el período del sondeo de nóminas no agrícolas de noviembre.

Aunque los despidos se han desacelerado significativamente hacia niveles normales, no ha habido una rápida aceleración en las contrataciones ya que la demanda interna continúa débil.

“No hubo evidencias de una aceleración en los despidos y el más reciente informe de solicitudes debería ser visto como una lectura neutral a levemente positiva sobre el crecimiento de las nóminas”, comentó John Ryding, economista jefe de RDQ Economics en Nueva York.

INFLACION CONTENIDA

En forma separada, la firma de servicios de información financiera Markit dijo que su índice preliminar de gerentes de compra para Estados Unidos subió a 54,3, un máximo de ocho meses, desde 51,8 en octubre.

Los que respondieron al sondeo de Markit vincularon el repunte en parte al término del cierre parcial del Gobierno en octubre y a un incremento en la demanda de clientes locales y extranjeros.

Los informes de solicitudes de subsidios por desempleo y de manufacturas se sumaron a datos de nóminas no agrícolas y de ventas minoristas que sugieren un impulso en la economía mientras el año llega a su fin.

Las acciones de Wall Street abrieron al alza tras la divulgación del dato, mientras que los precios de los bonos del Tesoro de Estados Unidos cayeron. El dólar se debilitó frente a una cesta de principales monedas.

Pese a la mejoría del panorama para el crecimiento, la inflación continúa virtualmente ausente. En un segundo informe, el Departamento del Trabajo dijo que su índice desestacionalizado de precios al productor bajó un 0,2 por ciento el mes pasado debido a una caída de los precios de la gasolina, después de retroceder un 0,1 por ciento en septiembre.

El declive en los precios recibidos por las granjas, fábricas y refinerías del país fue el mayor desde abril.

En los 12 meses hasta octubre, los precios mayoristas subieron un 0,3 por ciento, tras avanzar por el mismo margen en septiembre.

Los precios mayoristas excluyendo los volátiles costos de los alimentos y de la energía subieron un 0,2 por ciento, luego de avanzar un 0,1 por ciento en septiembre.

Aunque las condiciones del mercado laboral probablemente determinarán cuándo la Reserva Federal comenzará a reducir su enorme programa de compras de bonos, la inflación persistentemente baja sugiere que el banco central estadounidense no actuaría hasta marzo.

El índice de precios al productor subyacente recibió un impulso en octubre por la introducción de nuevos modelos de vehículos motorizados en el sondeo. Excluyendo autos y camionetas, el IPP subyacente se elevó un 0,1 por ciento.

En los 12 meses hasta octubre, el llamado IPP subyacente subió un 1,4 por ciento, tras registrar un avance del 1,2 por ciento en septiembre.

El mes pasado, los precios mayoristas de la gasolina cayeron un 3,8 por ciento.

Los precios mayoristas de los alimentos subieron un 0,8 por ciento, impulsados por incrementos en los precios de la carne vacuna, responsables de casi un 60 por ciento del alza.

En otro informe, el Banco de la Reserva Federal de Filadelfia dijo que su índice de actividad empresarial bajó a 6,5 en noviembre desde 19,8 en octubre, mucho menor a las lectura de 15,0 esperada por economistas.

El sondeo es uno de los primeros indicadores mensuales sobre la salud de las manufacturas de Estados Unidos antes del reporte nacional del Instituto de Gerencia y Abastecimiento.

Reporte adicional de Steven C. Johnson en Nueva York. Traducido por Patricio Abusleme, editado por Manuel Farías

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below