26 de noviembre de 2013 / 20:43 / hace 4 años

Economía venezolana se desacelera en 3er trimestre 2013 y crece sólo 1,1 pct

Por Eyanir Chinea

CARACAS (Reuters) - La economía venezolana se desaceleró en el tercer trimestre del año y creció un 1,1 por ciento interanual, echando por tierra la meta trazada por las autoridades del país petrolero que esperaban una robusta expansión para el final del ejercicio.

El Producto Interno Bruto (PIB) experimentó un débil crecimiento respecto al resultado del mismo trimestre del 2012, cuando la economía se expandió 5,5 por ciento al calor del ingente gasto público que enmarcó las elecciones presidenciales donde el fallecido Hugo Chávez logró una cuarta reelección.

A pesar de la cifra, la economía venezolana empalmó 12 trimestres consecutivos en azul.

“(El) resultado al ser integrado con el de los dos trimestres previos (0,6 por ciento en el primer trimestre y 2,6 por ciento en el segundo) consolida una expansión de 1,4 por ciento para el período enero a septiembre”, dijo el emisor en un comunicado.

Las autoridades financieras anotaron en el presupuesto una premisa de crecimiento para 2013 de un 6 por ciento.

Venezuela atraviesa una crisis de alta inflación y escasez que según el presidente Nicolás Maduro es consecuencia de un sabotaje empresarial para desbancarlo, pero para sus críticos es síntoma del desgaste de los controles de cambio y precios del país, implementados desde hace una década.

El sucesor de Chávez lanzó recientemente una “ofensiva económica” para fiscalizar comercios etiquetados de usureros, lo que produjo un frenesí de compras, a menos de dos semanas para unas elecciones municipales que serán la primera prueba de fuerza del mandatario desde su estrecha victoria en abril.

El país miembro de la OPEP anotó una inflación anualizada hasta octubre de 54,3 por ciento, mientras el indicador de escasez -que mide la restricción en la oferta de productos- alcanzó máximos en los últimos cinco años y se ubicó en 22,4 por ciento, lo que significa que de 100 productos, 20 estuvieron ausentes.

La oferta agregada disminuyó 4,9 por ciento, afectada principalmente por el descenso en 16,1 por ciento en las importaciones, mientras que el consumo privado aumentó un 4,2 por ciento y el consumo del Gobierno un 2,7 por ciento.

Las importaciones pasaron a 12.040 millones de dólares, desde 14.694 millones de dólares, en un país altamente dependiente de ellas.

A pesar de la caída en las compras externas y en la formación bruta de capital, de 14,4 por ciento, el consumo se mantuvo alimentado por los inventarios que retrocedieron un 29 por ciento en el trimestre.

Maduro a menudo acusa a los empresarios venezolanos de acaparar productos para precipitar aumentos de precios, aunque los organismos gubernamentales fiscalizan rutinariamente los depósitos comerciales.

Los empresarios se defienden diciendo que los controles distorsionan sus costos y han debilitado el tejido industrial, también disminuido por las amplias nacionalizaciones.

EXPORTACIONES EN CAÍDA

El PIB del sector petrolero, neurálgico para las finanzas locales, se expandió un 0,7 por ciento entre julio y septiembre, mientras que la economía no petrolera creció un 1,7 por ciento en este mismo lapso.

A pesar de mantenerse en terreno positivo, la economía petrolera tuvo un menor resultado comparado con el 1,3 por ciento de crecimiento del segundo trimestre del 2013, explicado por un descenso de las exportaciones del sector.

“El señalado descenso de las ventas externas totales, al pasar de 23.310 millones de dólares a 22.231 millones de dólares, estuvo signado por la caída de las exportaciones petroleras, no obstante el incremento en el precio promedio de la cesta venezolana”, dijo el emisor.

Las actividades no petroleras que mantuvieron mayor crecimiento en el período fueron instituciones financieras, comunicaciones y comercio con un 19,5 por ciento, 6,8 por ciento y 3,1 por ciento, respectivamente.

Por el contrario, transporte y almacenamiento, construcción y la industria manufacturera mostraron disminuciones de 4,7 por ciento, 3,2 por ciento y 0,3 por ciento, respectivamente.

Con estas cifras, el país registró un superávit de 4.121 millones de dólares en la cuenta corriente de la balanza de pagos en el tercer trimestre del 2013, frente al superávit de 2.258 millones de dólares del mismo período del año anterior.

La cuenta de capital y financiera del país petrolero registró un déficit de 4.616 millones de dólares en el tercer trimestre del ejercicio frente al déficit de 4.433 millones de dólares en el mismo período del año previo.

Reporte de Eyanir Chinea; Reporte adicional de Deisy Buitrago y Brian Ellsworth; Editado por Diego Oré y Gabriela Donoso

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below