30 de enero de 2014 / 8:08 / en 4 años

Bolsas de Asia bajan, datos de China que opacaron el ánimo

Por Wayne Cole

SIDNEY (Reuters) - Las acciones de Asia cayeron el jueves, luego de que las tensiones regresaron a los mercados emergentes y la Reserva Federal recortó su programa de estímulo, lo que hizo que los inversores buscaran la seguridad de los bonos y el yen.

Un sondeo privado del sector manufacturero de China cayó a un mínimo de seis meses en enero y dio a los especuladores una nueva excusa contra los activos de riesgo.

Si bien los analistas enfatizaron que los datos de China en enero suelen ser distorsionados por la fecha de las fiestas del Año Nuevo Lunar y la cifra final del sector industrial mostró pocos cambios frente a la estimación preliminar divulgada la semana pasada, la caída en el PMI de HSBC tuvo un impacto exagerado en los mercados.

El peor golpe lo sufrió en índice Nikkei de Japón, que cayó un 2,7 por ciento a si menor nivel desde mediados de noviembre. Shanghai bajó un 0,5 por ciento, mientras que el índice MSCI de acciones de Asia Pacífico sin considerar a Japón perdió un 0,6 por ciento.

Los mercados perdieron todas las ganancias del miércoles, cuando la región tuvo la esperanza de que una agresiva alza de tasas de Turquía apuntalara a su moneda y redujera el riesgo de salidas de capital desde los mercados emergentes en general.

Los inversores en Europa y Estados Unidos se mostraron menos impresionados, sin embargo, preocupados quizás del daño que las mayores tasas podrían provocar al crecimiento económico en esos países.

El banco central de Sudáfrica sorprendió al elevar su tasa en medio punto porcentual y los inversores reaccionaron vendiendo el rand. De forma similar, la lira de Turquía vio desaparecer la mayoría de sus ganancias iniciales.

Eso a su vez revivió la demanda de activos de refugio como el yen, el franco suizo y los bonos soberanos. El dólar de Estados Unidos cotizaba a 102,45 yenes, luego de caer un yen durante la noche.

El euro también perdió terreno frente al yen y el franco suizo, pero operó estable frente al dólar a 1,3650 dólares.

Los bonos se beneficiaron del ánimo general de aversión al riesgo, los rendimientos de la deuda a 10 años del Tesoro de Estados Unidos operaban en 2,69 por ciento, luego de que tocaron su menor nivel desde mediados de noviembre a 2,66 por ciento el miércoles.

La atención en los activos de refugio fue sólo agudizada por la anticipada decisión de la Fed de reducir su programa mensual de compra de bonos en otros 10.000 millones de dólares al mes.

La posibilidad de un retiro estable del estímulo unido a la mejoría en las economías del mundo desarrollado ha alejado a los fondos de muchos mercados emergentes, en especial esos con déficits de cuenta corriente y/o problemas políticos.

Brasil, Turquía, Sudáfrica e India realizan elecciones este año, por lo que los funcionarios posiblemente serán cautelosos de subir demasiado las tasas para evitar dañar el crecimiento económico.

En los mercados de materias primas, el oro volvió a ser demandado como refugio y cotizó en 1.262,44 dólares la onza, recuperándose desde un mínimo de 1.249,04 que tocó el miércoles.

Los precios del petróleo subieron modestamente, el crudo de Estados Unidos ganó 18 centavos a 97,54 dólares el barril, mientras que el Brent ganó otros 5 centavos a 107,90 dólares el barril.

Reporte de Wayne Cole; Editado en Español por Ricardo Figueroa

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below