25 de abril de 2014 / 2:58 / en 4 años

Indice de inflación a los consumidores de Tokio sube a máximo de 22 años

Por Tetsushi Kajimoto y Leika Kihara

TOKIO (Reuters) - Los precios subyacentes a los consumidores de Tokio, un importante indicador de la inflación a nivel nacional, subieron un 2,7 por ciento en abril respecto al año previo, en su mayor avance en más de dos décadas, ofreciendo la primera mirada a los efectos del impuesto a las ventas sobre los precios generales.

La inflación de los precios subyacentes a nivel nacional también igualó un máximo de un 1,3 por ciento en marzo respecto al año previo, mostraron el viernes datos del Gobierno, y se espera que sigan al alza de los precios de Tokio el próximo mes.

Si se elimina el impacto del aumento de impuestos del 1 de abril, los precios subyacentes al consumidor -disponible un mes antes que las cifras nacionales- subieron un 1,0 por ciento interanual en abril, indicando que Japón aún está lejos de la meta de un 2,0 por ciento del banco central.

“Considerando que el impuesto a las ventas elevó los precios en 1,7 puntos porcentuales, el IPC subyacente de Tokio se mantuvo estable respecto a los datos de marzo y eso muestra que las compañías no están reflejando plenamente el aumento de los precios”, dijo Junko Nishioka, economista jefe de RBS Securities en Tokio.

“Dicho eso, no hay cambios en el aumento gradual de los precios y los datos de hoy no llevarán al Banco de Japón a cambiar sus proyecciones de precios”, agregó.

El Banco de Japón ha dicho que la tercera mayor economía mundial está logrando avances estables hacia su meta de inflación de un 2 por ciento a mediados del 2015.

Comentarios de funcionarios del BOJ en las últimas semanas han buscado calmar las preocupaciones sobre la recuperación económica después de que una serie de datos débiles sugirieron una pérdida de impulso.

El banco central ha rechazado las especulaciones de que se verá obligado a aplicar un nuevo estímulo para proteger la frágil recuperación.

Pero el menor poder de gasto de los consumidores debido al aumento del impuesto a las ventas -a un 8 por ciento desde un 5 por ciento- subraya la necesidad de que los sueldos estancados por largo tiempo se ajusten a la inflación para impulsar el consumo y ayuden a la recuperación económica.

Analistas consultados por Reuters esperaban que los precios subyacentes a los consumidores de Tokio subieran un 2,8 por ciento en abril, y que los precios al consumidor a nivel nacional crecieran un 1,4 por ciento en marzo respecto al año previo.

El BOJ estima que el aumento del impuesto a las ventas sume 1,7 puntos porcentuales a la inflación anual a los consumidores de Japón en abril y 2,0 puntos a partir del mes siguiente. El ministerio que divulga los datos del IPC no realiza tales estimaciones.

Las cifras de Tokio en abril estarán entre los datos que el BOJ revisará en su revisión de tasas de la próxima semana, cuando emitirá nuevas proyecciones de largo plazo que subrayen su convicción de que los precios al consumidor seguirán subiendo y alcanzarán su meta de un 2 por ciento a mediados del 2015.

Reporte adicional de Kaori Kaneko; Editado en Español por Ricardo Figueroa

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below