April 23, 2018 / 4:00 PM / in 4 months

La venganza de Trump: petróleo estadounidense inunda Europa, perjudica a OPEP y Rusia

Por Olga Yagova y Libby George

MOSCÚ/LONDRES, 23 abr (Reuters) - Los productores estadounidenses están inundando Europa con una cantidad récord de petróleo, sacando ventaja de los esfuerzos de la OPEP por recortar su bombeo para equilibrar el mercado internacional de crudo.

Rusia se asoció con la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) el año pasado en un programa para reducir en 1,8 millones de barriles por día (bpd) el suministro conjunto de crudo, un acuerdo que las partes señalan que ha permitido reequilibrar el mercado y ayudado a los precios del referencial Brent a subir a cerca de máximos en cuatro años.

Ahora, los precios relativamente altos generados por el pacto, junto a una producción creciente de Estados Unidos, están complicando la venta de petróleo desde Rusia, Nigeria y otros exportadores a Europa, dijeron operadores.

“El petróleo estadounidense se está ofreciendo en todas partes”, dijo un operador de una refinería del Mediterráneo que regularmente compra crudo ruso y del Mar Caspio y que recientemente empezó a adquirir petróleo de Estados Unidos. “Ejerce mucha presión sobre los grados locales”, agregó.

La producción de crudo estadounidense alcanzaría los 10,7 millones de bpd este año, compitiendo con proveedores líderes como Rusia y Arabia Saudita. En abril, los envíos de Estados Unidos a Europa sumarían un máximo histórico de 550.000 bpd (unos 2,2 millones de toneladas), según el monitor de flujos comerciales de la plataforma Eikon de Thomson Reuters.

Entre enero y abril, la oferta estadounidense se cuadruplicó en términos interanuales a 6,8 millones de toneladas, según la información de Eikon. Fuentes del mercado dijeron que los flujos de Estados Unidos a Europa seguirían aumentando, a expensas del petróleo de la OPEP o de Rusia.

En 2017, Europa compró alrededor del 7 por ciento de las exportaciones de crudo de Estados Unidos, según datos de Reuters, pero la proporción ya ha aumentado a cerca del 12 por ciento este año.

Los principales destinos son Reino Unido, Italia y Holanda, con grandes importaciones de BP, Exxon Mobil y Valero.

Las refinerías polacas PKN Orlen y Grupa Lotos y la noruega Statoil están probando el crudo estadounidense, dijo David Wech, de la consultora JBC Energy con sede en Viena.

Las ganancias para los proveedores estadounidenses serían bienvenidas por el presidente Donald Trump, quien el viernes acusó a la OPEP de inflar “artificialmente” los precios del crudo.

Reporte adicional de Julia Payne y Devika Krishna Kumar; Editado en español por Ana Laura Mitidieri

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below