January 20, 2018 / 2:17 AM / 4 months ago

Aspirante oficialista a presidencia México propone ley contra corrupción para impulsar campaña

CIUDAD DE MÉXICO (Reuters) - Luchando por poner en marcha su campaña y limpiar la imagen de corrupción que tiene el partido gobernante, el aspirante presidencial mexicano José Antonio Meade propuso el viernes una legislación más dura contra la corrupción.

Imagen de archivo de José Antonio Meade, precandidato presidencial del Partido Revolucionario Institucional (PRI), hablando ante partidarios durante un evento político en Ciudad de México, México. 14 de enero, 2018. REUTERS/Daniel Becerril

Meade, abanderado del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y con una larga carrera como servidor público en la que ha mantenido una buena reputación, está en tercera posición en los sondeos de preferencias del voto de los comicios del 1 de julio, golpeado por la reputación de corrupción del partido.

En un evento en el centro turístico caribeño de Cancún, Meade dijo que su coalición presentaría un proyecto de ley para imponer sentencias más severas a los funcionarios que sean hallados culpables de corrupción.

En la iniciativa, los funcionarios sospechosos de corrupción tendrían que demostrar que su riqueza es legítima o arriesgarse a perder sus activos, incluidas las propiedades registradas a nombre de otras personas, dijo Meade.

“El mecanismo es sencillo: quien no pueda explicar el origen de sus bienes los perderá en beneficio de las obligaciones del Estado”, dijo, de acuerdo a un comunicado de la campaña.

La credibilidad del PRI, que dominó la política mexicana durante la mayor parte del siglo pasado, se ha visto socavada por la corrupción y la lucha en su contra promete ser un tema importante en la campaña electoral hacia los comicios presidenciales.

Varios exgobernadores del PRI enfrentan cargos que van desde malversación de fondos hasta tráfico de drogas y más temprano el viernes la oficina del fiscal general dijo que había emitido solicitudes de extradición para otro exgobernador del partido.

En 2014, el presidente Enrique Peña Nieto, su esposa y uno de sus principales asesores enfrentaron acusaciones de conflicto de interés por las propiedades que adquirieron de contratistas del Gobierno, aunque fueron exonerados tras una investigación dirigida por el propio Gobierno.

“El combate a la corrupción no puede esperar”, dijo Meade a simpatizantes e invitó a sus rivales a impulsar su iniciativa.

Exsecretario de Hacienda, Meade enfrenta un importante reto para persuadir a votantes indecisos de que combatirá la corrupción y mantener a la base del PRI que necesita para ganar.

Meade no tiene garantizado aún el boleto de la candidatura del PRI a la presidencia y los rumores de descontento por su campaña se han dejado escuchar en las últimas semanas, alentando algunas especulaciones de que podría ser remplazado antes de que el PRI elija formalmente a su candidato el 18 de febrero.

El izquierdista Andrés Manuel López Obrador, quien lidera los sondeos de cara a las elecciones presidenciales, ha fijado una postura contra la corrupción desde hace mucho tiempo. Una encuesta publicada esta semana mostró que Meade ha perdido terreno frente a López Obrador.

Meade dio sus declaraciones en el estado de Quintana Roo, que fue gobernado hasta 2016 por el priísta Roberto Borge, quien fue extraditado desde Panamá a México a inicios de este mes para enfrentar cargos de lavado de dinero y peculado, los que el exgobernador niega.

Reporte de Gabriel Stargardter, editado en español por Adriana Barrera

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below