25 de agosto de 2008 / 18:35 / en 9 años

Sean Connery presenta su biografía y dice tiene cosas por hacer

Por Ian MacKenzie

<p>Puede que el actor Sean Connery (en la foto) haya dejado de hacer pel&iacute;culas, pero a&uacute;n cree que le quedan cosas por hacer. Connery celebr&oacute; su cumplea&ntilde;os n&uacute;mero 78 con una aparici&oacute;n el lunes en el &uacute;ltimo d&iacute;a del Festival Internacional de Libros de Edimburgo para lanzar su autobiograf&iacute;a, 'Being a Scot' (Ser escoc&eacute;s). Photo by David Moir/Reuters</p>

EDIMBURGO (Reuters) - Puede que el actor Sean Connery haya dejado de hacer películas, pero aún cree que le quedan cosas por hacer.

Connery celebró su cumpleaños número 78 con una aparición el lunes en el último día del Festival Internacional de Libros de Edimburgo para lanzar su autobiografía, “Being a Scot” (Ser escocés).

Durante una ronda de preguntas y respuestas ante una audiencia de casi 600 personas, Connery fue preguntado sobre si había logrado todo lo que quería.

“No lo creo. He entrado en un ciclo diferente puesto que he decidido no hacer más (películas),” contestó.

Pero añadió: “Tengo un sentimiento de que algo se está cociendo. Pero aún no sé qué.”

Compartiendo el acto con él estaba el director escocés Murray Grigor, que colaboró con Connery en el libro. Grigor dijo que habían buscado un modo de narrar “estrafalario.”

Connery es considerado el actor que definió el papel del agente secreto británico James Bond, del autor Ian Fleming, tras su primera aparición como agente 007 en “Dr. No” en 1962.

Apasionado escocés, Connery ha prometido no vivir en su tierra hasta que ésta sea independiente.

Cuando se le preguntó si debería haber un equipo olímpico escocés tras el éxito británico en Pekín, respondió: “Escocia siempre debería ir sola, siempre.”

En su libro, Connery empieza con su infancia, durante los años 30, en la zona industrial de Fountainbridge, en Edimburgo, y luego continúa con el colegio y su amor por el fútbol, además de narrar su primer trabajo repartiendo leche en un carro tirado por un caballo.

Entre otros lugares, llevó leche a la escuela privada Fettes, donde se educó después el ex primer ministro Tony Blair.

“Muestra que (la escuela) también falla,” bromeó el lunes.

Loco por el fútbol, Connery dijo que una vez le ofrecieron un puesto en el Manchester Unided cuando filmaba el musical “South Pacific,” pero un amigo le convenció para no hacerlo diciéndole que la carrera deportiva era corta y no le garantizaban que fuera a ser titular.

Actuar, en cambio, le ofrecía una carrera larga, así que optó por ser actor.

El director estadounidense Steven Spielberg dijo de Connery en el 2006 que era una de las siete grandes estrellas cinematográficas de hoy día.

Cuando se le preguntó su opinión por los actuales grandes del cine, Connery dijo que no había pensado mucho en ello.

Y sobre cuál de las chicas Bond había sido su favorita, apuntó que no tenía ninguna, mientras su mujer miraba desde el público.

Dos directores de los que dijo tener buen recuerdo fueron John Huston y Alfred Hitchcock.

Traducido al Español por Servicio Online de Madrid, Editado por Juana Casas

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below