6 de octubre de 2008 / 18:05 / hace 9 años

Cuba espera buena temporada alta de turismo pese a huracanes

<p>Foto de archivo de turistas mientras caminan por una calle de Habana Vieja, 9 abr 2008. La industria tur&iacute;stica cubana se est&aacute; preparando para tener una buena temporada alta, pese a dos devastadores huracanes que azotaron a la isla y la inseguridad econ&oacute;mica mundial, dijeron el lunes directivos de empresas extranjeras del sector. REUTERS/Enrique De La Osa (CUBA)</p>

Por Marc Frank

LA HABANA (Reuters) - La industria turística cubana se está preparando para tener una buena temporada alta, pese a dos devastadores huracanes que azotaron a la isla y la inseguridad económica mundial, dijeron el lunes directivos de empresas extranjeras del sector.

Gerentes extranjeros dijeron que no se han producido cancelaciones de viajes reservados para la temporada alta, entre diciembre y marzo, y se espera un aumento de visitantes de Canadá para compensar una posible reducción de turistas europeos por el alza de las tarifas aéreas.

Las expectativas sobre el turismo llegan en momentos en que Cuba se recupera de los huracanes Ike y Gustav, que asolaron la isla entre el 30 de agosto y el 9 de septiembre causando pérdidas de alrededor de 5.000 millones de dólares.

El Gobierno dijo a fines de septiembre que el turismo, una de las más importantes fuentes de ingresos en divisas de país, crecerá un 13 por ciento en el 2008 respecto al año anterior.

Cuba espera este año ingresos en el turismo de alrededor de 2.500 millones de dólares.

“Habrá un descenso en el turismo que llega de Europa porque las tarifas aéreas han subido hasta un 30 por ciento, pero esperamos otro gran salto de Canadá para compensar la diferencia, junto al apoyo de nuevos mercados como Rusia”, dijo un empresario europeo que pidió no ser identificado.

Tras el paso de los huracanes Ike y Gustav fueron se cancelaron algunas reservaciones en las zonas más afectadas, dijo el empresario.

“Los hoteles están totalmente reservados por los operadores turísticos a partir de finales de diciembre, y hasta la fecha no ha habido cancelaciones de vuelos o habitaciones”, agregó.

La mayor incertidumbre ahora, dijo, es la crisis financiera internacional.

“Tendremos que ver qué sucede con la economía mundial durante los próximos meses, pero hasta ahora vemos una buena temporada a pesar de todo”, explicó.

El número de turistas procedentes de Canadá, el mayor emisor hacia Cuba, podría aumentar entre el 20 y el 30 por ciento debido a la fragilidad del dólar estadounidense y al aumento de la comercialización, dijeron las fuentes.

Pocos estadounidenses, en cambio, pueden viajar libremente a Cuba a causa del embargo comercial impuesto por Washington desde hace 46 años.

Las principales zonas turísticas de la isla, como el balneario de Varadero y las playas del este de La Habana, no resultaron dañadas por el paso de los ciclones.

Las playas, la flora y la fauna fueron afectadas también en algunas partes del país, pero se espera que estén restablecidas para el inicio de la temporada alta de turismo, que junto a los edificios coloniales, conforman un ambiente popular a los visitantes extranjeros.

La empresa española Sol Meliá, que cuenta con 24 hoteles en Cuba y es la mayor compañía de turismo extranjero en el país, dijo que estaba operando a toda capacidad tras los huracanes.

“Los hoteles de Sol Meliá están abiertos y funcionan normalmente”, dijo Gabriel García, director de mercadotecnia y ventas de la División Cuba de Sol Meliá.

Editado por Javier Leira

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below