19 de marzo de 2010 / 3:41 / en 8 años

La "maldición del Oscar", ¿real o invención de Hollywood?

Por Jill Serjeant

<p>Imagen de archivo de la actriz ganadora del Oscar, Sandra Bullock, junto a su marido Jesse James, en una fiesta post- premios Oscar en Hollywood. Marzo 7 2010. Acaparan las miradas en la alfombra roja, son asediadas por los dise&ntilde;adores m&aacute;s reconocidos del mundo, lloran en sus discursos de aceptaci&oacute;n y se van a casa con un peque&ntilde;o hombre dorado llamado Oscar. REUTERS/Danny Moloshok/ARCHIVO</p>

LOS ANGELES (Reuters) - Acaparan las miradas en la alfombra roja, son asediadas por los diseñadores más reconocidos del mundo, lloran en sus discursos de aceptación y se van a casa con un pequeño hombre dorado llamado Oscar.

Sin embargo, poco después de que muchas actrices ganan el máximo honor de la industria cinematográfica, sus relaciones sentimentales más importantes se hacen pedazos en lo que ha llegado a conocerse en Hollywood como “la maldición del Oscar”.

Sandra Bullock y Kate Winslet, las ganadoras de la estatuilla a la mejor actriz en el 2010 y en 2009, respectivamente, se unieron esta semana a la lista en que ya se encuentran Halle Berry (2002), Julia Roberts (2001), Reese Witherspoon (2006) y Hilary Swank (2005).

El esposo de hace cinco años de Bullock, el entusiasta de las motocicletas Jesse James, respondió el jueves a las acusaciones de engañar a la actriz con una disculpa por el dolor que causó. Las razones tras la separación de Winslet y su esposo, el director de cine Sam Mendes, se han mantenido en privado hasta ahora.

Tom O‘Neil, del sitio de internet TheEnvelope.com, reflexionó sobre el vínculo entre esas separaciones y la gloria del Oscar.

“¿Es porque la victoria se les sube a la cabeza y estas mujeres se convierten en divas imposibles (de soportar)?”, escribió O‘Neil en un blog. “¿O es porque sus hombres son demasiado del tipo macho que no pueden tolerar ser eclipsados?”, reflexionó.

En el caso de Bullock, la revista In Touch Weekly citó esta semana a una modelo en California diciendo que tuvo relaciones con James mientras su esposa estaba en Atlanta el año pasado en la filmación de la película dramática “The Blind Side”, por la que ganó el Oscar.

En Nueva York, el abogado de divorcios Paul Talbert desestimó la noción de una maldición del Oscar, y dijo que esas rupturas eran más probablemente un resultado de largas ausencias de una de las partes en un matrimonio.

“La realidad es que estas mujeres son extremadamente exitosas, mujeres que trabajan duro y pasan meses lejos de sus familias grabando y promocionando sus películas”, declaró Talbert.

“No es diferente a las situaciones de familias de Nueva York de altos ingresos, donde a menudo uno de los cónyuges está de viaje varias veces al mes elevando los capitales de sus fondos de cobertura o investigando negocios en los que invertir”, agregó.

Sin embargo, Hollywood puede atraer tentaciones adicionales en la forma de hombres y mujeres atractivos, y la intimidad puede surgir tras largas horas en los sets de filmación, especialmente en las escenas románticas.

“Las celebridades están expuestas a un montón de personas muy atractivas”, dijo Bonnie Fuller, jefa de redacción del sitio web HollywoodLife.com. “Hay que ser especialmente fuerte para resistir eso”, añadió.

Los recientes discursos de aceptación de Bullock en los Globos de Oro y en los premios del Sindicato de Actores estuvieron irónicamente salpicados de sentidas palabras para con James, quien más allá de breves apariciones en varios reality shows televisivos, no se mueve entre celebridades.

“Te vistes en trajes de etiqueta, y te sientas en una mesa con gente que no conoces. Te amo tanto, ¡y eres realmente atractivo!”, le dijo Bullock a su esposo, y al mundo, en febrero.

Pero para algunos hombres desempeñar un papel secundario en esas ocasiones de alto perfil puede ser demasiado con lo que lidiar, dijo Fuller.

“Muchos hombres no pueden lidiar con una mujer exitosa y fuerte, y el Oscar debe ser uno de los máximos galardones que uno pueda recibir”, comentó la editora.

Editado en español por Patricia Avila

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below