22 de junio de 2010 / 17:37 / hace 7 años

La tecnología "barre" a los libros, dice el dramaturgo Stoppard

<p>Imagen de archivo del dramaturgo brit&aacute;nico Tom Stoppard, recibiendo un galard&oacute;n en los Premios Tony, en Nueva York. Jun 10 2007. Los libros corren el riesgo de verse "barridos" por un mundo de nueva tecnolog&iacute;a e im&aacute;genes en movimiento que est&aacute; ganando la carrera por la atenci&oacute;n de los ni&ntilde;os, indic&oacute; el dramaturgo brit&aacute;nico Tom Stoppard. REUTERS/Gary Hershorn/ARCHIVO</p>

LONDRES (Reuters) - Los libros corren el riesgo de verse “barridos” por un mundo de nueva tecnología e imágenes en movimiento que está ganando la carrera por la atención de los niños, indicó el dramaturgo británico Tom Stoppard.

Stoppard, que ha escrito para televisión, radio y cine, advirtió también de que el estudio de las humanidades se está dejando de lado en favor de la ciencia.

“La palabra impresa ya no está tan demandada como estaba cuando yo tenía la edad de los alumnos o incluso la edad de los profesores que les enseñan”, dijo, según se lo citó en varios periódicos.

Los niños viven en un mundo de tecnología en el que la imagen en movimiento tiene preferencia sobre la página impresa, indicó.

“Creo que eso es perjudicial (...) Simplemente no quiero que la página impresa se vea barrida por eso”, apuntó.

El escritor hizo estas declaraciones antes de una conferencia ante una organización educativa benéfica formada por el Príncipe de Gales para animar a los profesores a prestar atención a qué deben enseñar y cómo.

Stoppard dijo que la enseñanza de humanidades se vio afectada por una tendencia a priorizar las asignaturas científicas.

“Hubo una época cuando yo tenía 30 ó 40 años en la que se creía que la enseñanza de ciencias se había dejado atrás y que sería el campo que mejoraría la vida de todo el mundo y estoy seguro de que ése era el caso y de que era el momento adecuado para eso”, indicó.

“Desde entonces, hemos estado más y más preocupados por que las humanidades se dejaran de lado y a nivel de la educación superior, que es una causa de enorme preocupación”, añadió.

El autor de obras como “Rosencrantz y Guildenstern están muertos” o “The Real Thing” señaló que los niños tienen acceso a mejores programas de estudio, cubriendo autores jóvenes, pero insistió en que se necesita más concienciación para asegurar que la asignatura sea atractiva.

“Quiero apoyar toda la idea de las humanidades y la enseñanza de las humanidades como algo que incluso si no puede medirse de forma cuantitativa como otras asignaturas, es igual de fundamental para toda educación”, afirmó.

Reporte de Kylie MacLellan; Traducido por Cristina Fuentes-Cantillana en la Redacción de Madrid; Editado por Lucila Sigal

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below