8 de febrero de 2011 / 16:48 / en 7 años

Floricultores colombianos rezan por exitoso San Valentín

Por Nelson Bocanegra

<p>Foto de archivo de una floricultora durante los preparativos para el d&iacute;a de San Valent&iacute;n en Tenjo, Colombia, feb 11 2009. Plegarias a San Valent&iacute;n se escuchan por doquier entre los floricultores colombianos, no s&oacute;lo para que lluevan los enamorados sino para que demuestren su amor comprando las flores que env&iacute;an al resto del mundo. REUTERS/John Vizcaino (COLOMBIA)</p>

COTA, Colombia (Reuters) - Plegarias a San Valentín se escuchan por doquier entre los floricultores colombianos, no sólo para que lluevan los enamorados sino para que demuestren su amor comprando las flores que envían al resto del mundo.

No engordan como los chocolates, no dan alergia como los peluches, no son licores como los vinos sino que transmiten un sentimiento del que viven muchos en el mundo.

Para representantes de la floricultura, esos atributos son más que suficientes para competir con los principales rivales de las flores colombianas, reconocidas entre las más bellas del mundo y exportadas principalmente a Estados Unidos y Europa.

Cientos de personas trabajan a contrarreloj en una de las fincas que tiene el reto de cumplir con el compromiso de enviar parte de los 500 millones de tallos que el segundo mayor exportador mundial de flores embarcará hacia Estados Unidos para la fiesta de los enamorados, el 14 de febrero.

En esta ocasión los floricultores de este país andino tuvieron que afrontar además de las dificultades económicas por la apreciación del peso, una inusual temporada de lluvias en la época previa a la recolección, que afectó algunos cultivos.

Hernando Callejas, director técnico de poscosecha de Flores Sagaro, sabe que estos días son claves para determinar el resultado de todo el año.

“Es una temporada muy importante para afrontar los compromisos económicos en el resto del año, entonces si se arranca bien el San Valentín seguramente la posibilidad de que sea un año bueno es mayor”, dijo Callejas mientras supervisaba cargas de rosas antes de su despacho al aeropuerto de Bogotá.

El 15 por ciento del volumen anual de ventas de flores colombianas se concentra en esta festividad, que dejará ingresos de entre 150 y 200 millones de dólares, para lo que se despachan hasta 28 vuelos diarios entre las últimas dos semanas de enero y la primera de febrero.

“Estamos contra el reloj, especialmente en este momento donde tenemos algunos inconvenientes con el pico de cosecha que viene un poco desplazado y los días de despachos se nos vinieron encima”, explicó Callejas.

LUNES BENDITO

Cerca del 80 por ciento de las flores que importa Estados Unidos son colombianas, en un mercado liderado por las rosas, con un 65 por ciento, y los claveles.

Los cultivadores confían en que este año las ventas de flores en San Valentín repuntarán frente al 2010 debido a que la festividad caerá en día laboral y desde las oficinas la gente envía el preciado detalle.

Además, ya la crisis económica mundial está pasando y muchos tienen algo de más dinero en los bolsillos.

“Este año el San Valentín cae un lunes y es importante porque cuando cae los fines de semana usualmente la gente prefiere salir a restaurantes o prefiere tener otro tipo de actividades”, dijo Richard Franklin, vicepresidente de la Asociación Colombiana de Exportadores de Flores, Asocolflores.

Como muestra, más de un tercio de los floristas estadounidenses hicieron sus pedidos con anterioridad.

Además de Estados Unidos, para el San Valentín también Colombia exporta flores a Inglaterra y a otros países de Europa que han adoptado la festividad.

Franklin admite que, contrario a lo que se piensa, el principal rival de las flores colombianas para la fiesta no son las de Kenia o Ecuador, sino otros productos.

“No, vienen siendo los chocolates o una botella de vino o un libro”, aseguró.

“El plus de las flores es que los chocolates engordan, los peluches pueden dar alergias. La flor transmite un sentimiento y es lo que nosotros queremos rescatar de esta fiesta”, señaló en tono jocoso.

APRECIACION, TEMA ESPINOZO

Lo que no causa gracia al directivo son las dificultades por las que atraviesa el sector en los últimos años por la apreciación del peso frente al dólar, que ha producido un deterioro en los ingresos de los floricultores, lo que ha llevado a despidos masivos e incluso cierre de empresas.

De acuerdo con Franklin, el sector perdió alrededor de 20.000 empleos en los últimos cinco años, un 10 por ciento de la nómina total.

“Las empresas se están achicando, están reduciendo su personal y con seguridad esta situación de la revaluación generará una recomposición obviamente del sector, si es que no lo acaba, esperamos que no”, advirtió.

La moneda colombiana fue una de las más apreciadas durante el 2010, con alzas hasta del 25 por ciento.

Así, Franklin se ha sumado a las oraciones de los agricultores para salir adelante.

“Toca rezarle a San Valentín todos los días para que se aparezca la Virgen y siga habiendo más enamorados”, concluyó el directivo, en medio de un cultivo de rosas.

Reporte de Nelson Bocanegra; Editado por Silene Ramírez

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below