3 de noviembre de 2011 / 20:20 / en 6 años

Revista francesa atacada vuelve a imprimir caricatura de Mahoma

Por Brian Love

<p>Foto de archivo de unos polic&iacute;as frente a las oficinas de la revista Charlie Hebdo en Par&iacute;s, nov 2 2011. El semanario sat&iacute;rico franc&eacute;s cuyas oficinas quedaron destrozadas despu&eacute;s de publicar una caricatura del profeta Mahoma ha reproducido la imagen con otras caricaturas en un suplemento especial distribuido el jueves junto con uno de los principales peri&oacute;dicos del pa&iacute;s. REUTERS/Benoit Tessier</p>

PARIS (Reuters) - El semanario satírico francés cuyas oficinas quedaron destrozadas después de publicar una caricatura del profeta Mahoma ha reproducido la imagen con otras caricaturas en un suplemento especial distribuido el jueves junto con uno de los principales periódicos del país.

El semanario Charlie Hebdo defendió “la libertad para mofarse” en un suplemento de cuatro páginas, que iba dentro del diario izquierdista Libération, un día después de que su sede parisina fuera incendiada.

Ningún grupo se atribuyó la responsabilidad del ataque, que se produjo horas antes de que llegara a los kioscos una edición de Charlie Hebdo con una caricatura en portada de Mahoma y un bocadillo con las palabras: “Cien latigazos si no te mueres de risa”.

El semanario, conocido por su trato irreverente a las instituciones políticas y figuras religiosas, llevaba el titular “Charia Hebdo” en referencia a la ley islámica sharia.

El incidente enfrenta la tradición europea de laicismo y libertad de expresión con la prohibición del Islam de mostrar representaciones gráficas, consideradas una burla al profeta.

La publicación de caricaturas de Mahoma en un diario danés en 2005 provocó disturbios en el mundo musulmán en los que murieron al menos 50 personas.

Grupos musulmanes franceses criticaron la obra de Charlie Hebdo pero también condenaron el ataque. El líder de la mezquita de París, Dalil Boubakeur, dijo el jueves en una rueda de prensa: “Estoy extremadamente apegado a la libertad de prensa, incluso si la prensa no es siempre cariñosa con los musulmanes, el islam o la mezquita de París”.

Abderrahmane Dahmane, musulmán y ex asesor presidencial sobre diversidad religiosa, dijo que la portada no le había impactado y bromeó sobre el tema.

“Tenemos sentido del humor en el mundo islámico (...) lo que decimos a veces sobre el Islam y el profeta, entre nosotros y en presencia de imanes, es peor que lo que escribió Charlie Hebdo”, comentó.

Tras el ataque, el personal de Charlie Hebdo se trasladó de forma temporal a las oficinas Libération. Las dos publicaciones emitieron un suplemento conjunto el jueves, que reproducía la caricatura de la polémica en la última página.

“Después de que su oficina ardiera, este equipo defiende la ‘libertad de mofarse’”, decía un titular en el suplemento.

El suplemento incluyó varias imágenes nuevas de los dibujantes de Charlie Hebdo. En una, una figura con forma de profeta intenta controlar su túnica ondeante, en una pose que recuerda a Marilyn Monroe, mientras una ráfaga de aire que sale de unos ejemplares de la revista a sus pies le levanta la ropa.

Francia tiene la comunidad musulmana más grande de Europa, con unos cinco millones de una población total de 65 millones de franceses.

El país tiene una profunda tradición de laicismo oficial y este año prohibió los velos que cubren el rostro en lugares públicos.

Reporte de Brian Love; información adicional de Chine Labbe; Traducido por Redacción de Madrid, Editado por Javier Leira

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below