20 de febrero de 2012 / 19:53 / en 6 años

Cuidado con los mensajes en el móvil si se va a divorciar

Por Patricia Reaney

NUEVA YORK (Reuters) - Las parejas que se dirigen hacia una ruptura desagradable deberían tener cuidado cuando manden mensajes de texto porque pueden acabar como pruebas en su contra en un tribunal de divorcios.

Más del 90 por ciento de los principales abogados de divorcios de Estados Unidos indicaron que habían visto un incremento en el número de casos que usan evidencia de iPhone y otros teléfonos avanzados en los últimos tres años, según la asociación de abogados American Academy of Matrimonial Lawyers (AAML).

El incremento en los mensajes de texto se produce a una tendencia similar detectada hace dos años cuando la AAML, un grupo profesional que aglutina a 1.600 miembros encargados de acuerdos prematrimoniales, separaciones legales, anulaciones, batallas por la custodia, divisiones de bienes y derechos de parejas no casadas, reflejó un incremento en las pruebas que procedían de páginas de Facebook.

“Con los correos electrónicos, pueden pensar al respecto y reescribirlos. Hay un margen de tiempo para pensar lo que estás diciendo pero el mensaje de texto es inmediato”, dijo Ken Altshuler, presidente del AAML. “Recibimos muchos mensajes de texto de personas que los envían sin pensar”, agregó.

El presidente de la asociación describió los mensajes como “desahogos espontáneos” que pueden volver y perseguir a las personas porque son prueba escrita de pensamientos, acciones e intenciones de alguien.

Incluso si una persona ve un mensaje de texto por encima del hombro del dueño del aparato, si esa persona tiene credibilidad, puede utilizarse en un caso de divorcio.

“He usado mensajes de texto para los interrogatorios a los testigos de la otra parte”, dijo Altshuler, que también presentó mensajes de texto como prueba. “Diría que en los últimos seis meses ha habido muchos mensajes de texto implicados en los litigios. Por la razón que sea, las personas mandan más mensajes y no piensan en los mensajes que mandan”, comentó.

Los mensajes de texto fue la evidencia de divorcio más común extraída de los teléfonos inteligentes, según la encuesta de la AAML, seguida de los correos electrónicos, números de teléfono, historial de llamadas, GPS e historial de búsquedas en internet.

Altshuler cree que parte de la razón para el incremento de las pruebas de SMS es que la gente piensa que los mensajes de texto son seguros, porque no son fáciles de imprimir.

“No todo el mundo puede imprimir un mensaje. Tienes que saber cómo hacerlo”, explicó.

Altshuler advierte a sus clientes que no usen Facebook, que era la principal fuente de evidencia para divorcios de los medios sociales en una encuesta anterior, pero añadió que sólo la mitad seguía el consejo.

También se muestra igualmente cauto a la hora de enviar un correo electrónico.

“Cualquier cosa por escrito, tienes que asumir que un día un juez lo puede ver. Así que, si es algo que no quiere que vea un juez, no lo ponga por escrito”, aconsejó.

También se aplica a los mensajes de texto: “Puedes borrar los tuyos, pero no implica que ellos borren los suyos”.

Traducido por Emma Pinedo en la Redacción de Madrid

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below