16 de julio de 2010 / 17:45 / en 7 años

Venezuela exhuma restos Simón Bolívar para pesquisa

Por Patricia Rondón Espín

CARACAS (Reuters) - Venezuela exhumó en la madrugada del viernes los restos del héroe independentista Simón Bolívar, para intentar probar que murió envenenado por enemigos en Colombia y no de tuberculosis, en momentos en que las relaciones bilaterales se caldean.

Chávez soltó meses atrás la idea de investigar la muerte ocurrida en 1830, lo que despertó la ira de sus adversarios, quienes le pidieron ocuparse de problemas actuales como la inseguridad, la inflación y la escasez de productos básicos.

Pero el militar retirado, que proclama una “revolución bolivariana” en favor de los pobres, insistió en la pesquisa.

“¡Hola mis amigos! ¡Qué momentos tan impresionantes hemos vivido esta noche!! ¡Hemos visto los restos del Gran Bolívar!”, escribió en la madrugada en su cuenta en la red social Twitter @chavezcandanga.

Horas después mostró emocionado parte de la exhumación en cadena nacional de radio y televisión. Seis militares destaparon el sarcófago en el Panteón Nacional tras hacerle un paso militar (here).

Chávez contó que encontraron una etiqueta de “made in England” (hecho en Inglaterra) en la bandera que cubría los restos y dijo que eso se corregirá: sustituirá el ataúd de plomo por uno de madera de las sabanas de Apure -en el occidente del país- y los restos se cubrirán con una bandera que tejan especialmente mujeres venezolanas.

El nuevo pabellón tendrá una estrella adicional, que Chávez sumó años atrás a las siete originales, y el escudo nacional mostrará el caballo indómito que el mandatario mandó a voltear hacia la izquierda para mostrar el rumbo de su “revolución”.

Según Chávez, el estratega militar del Siglo XIX que libertó a Bolivia, Colombia, Ecuador, Perú y Venezuela murió envenenado con arsénico por su rival colombiano Francisco de Paula Santander.

La exhumación ocurrió horas después de que Colombia denunciara, reviviendo acusaciones, que líderes guerrilleros se refugian en Venezuela, por lo que Caracas protestó y llamó a consulta a su embajador en Bogotá, en un nuevo capítulo de los tormentosos vínculos entre los vecinos.

Chávez congeló las relaciones con Colombia en el 2009 cuando Bogotá amplió su cooperación militar con el mayor enemigo ideológico del mandatario, Estados Unidos, a través de un acuerdo que denuncia como una amenaza a su revolución.

“ESQUELETO GLORIOSO”

Mientras se agudizan los enfrentamientos, tanto externos como internos, Chávez mostró sus sentimientos en Twitter al ver los restos de su héroe.

No fue divulgado si los restos salieron del Panteón Nacional, pero la televisión estatal mostró cerca de las 2.00 de la madrugada (0630 GMT) al ministro del Interior, Tareck El Aissami, y a la fiscal general, Luisa Ortega, -entre otros funcionarios- con trajes quirúrgicos en la exhumación.

Días atrás el Gobierno había celebrado con gran pompa el traslado desde Ecuador de los restos simbólicos de la compañera sentimental y de lucha de Bolívar, Manuela Sáenz, que ahora reposan junto al sarcófago vacío.

“¡Dios mío, Dios mío... Cristo mío, Cristo nuestro. Mientras oraba en silencio viendo aquellos huesos, pensé en ti!”, comentó Chávez.

“Confieso que hemos llorado, hemos jurado. Les digo: tiene que ser Bolívar ese esqueleto glorioso, pues puede sentirse su llamarada. ¡Dios mío!”, agregó.

Humoristas venezolanos, sin embargo, desmerecen la intención de Chávez, que tiene 11 años en la presidencia, afirmando que usará los huesos del prócer para hacer una “macumba” (brujería) que lo ate para siempre al poder.

“Son unos enfermos, ¿saben?”, respondió Chávez a la teoría que también le llegó a su cuenta de Twitter.

El país petrolero se adentrará formalmente en un mes en la campaña por la elección legislativa del 26 de septiembre, en medio de la más oscura perspectiva económica de Sudamérica, pues previsiones apuntan al segundo año seguido de recesión en el 2010 y a que repetirá la inflación más alta de la región.

Y Chávez, un avezado comunicador qué sólo ha perdido una vez en una docena de batallas electorales, trata de colocar en la agenda mediática la “guerra económica” que declaró a la oligarquía y una batalla contra la Iglesia Católica por criticar su gestión.

Entre los problemas internos, medios de comunicación resaltan el hallazgo hace meses de miles de toneladas de comida descompuesta varada en los puertos y han denunciado que la Asamblea Nacional intenta llevar al país al comunismo.

La estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) importó desde el 2008 alimentos como leche y azúcar para paliar la escasez de productos básicos, pero Chávez dice que lo que se dañó es sólo una pequeña parte y que se resolvieron enormes necesidades.

Por Patricia Rondón Espín, editado por Silene Ramírez

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below