7 de diciembre de 2017 / 0:01 / en 10 días

Corea del Norte dice amenazas EEUU hacen inevitable una guerra en Península Coreana

SEÚL (Reuters) - Dos bombarderos B-1B estadounidenses se sumaron el jueves a unos ejercicios militares junto a Corea del Sur, en medio de las advertencias de Corea del Norte de que las maniobras y las amenazas de Washington hacen que una guerra nuclear sea un “hecho establecido”.

En la imagen de archivo, un avión estadounidense B-52 en la base aérea de Osan en Pyeongtaek (Corea del Sur) el 10 de enero de 2016. REUTERS/Kim Hong-Ji

En los ejercicios anuales entre ambos países participan 230 aeronaves, incluyendo varios de los cazas estadounidenses más avanzados, y se producen una semana después de que Corea del Norte probó su misil intercontinental más poderoso a la fecha, que según dijo podría alcanzar todo el territorio continental de Estados Unidos.

Un portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores de Corea del Norte culpó a los ejercicios y a los “belicismos confrontacionales” de parte de funcionarios estadounidenses que hacen que la guerra nuclear sea inevitable.

“La pregunta que queda por hacerse es: ¿Cuándo va a estallar la guerra?”, sostuvo el portavoz norcoreano en un comunicado dado a conocer por la agencia oficial de noticias KCNA.

“No queremos una guerra pero no vamos a escondernos, y si Estados Unidos comete un error en lo que respecta a nuestra paciencia y enciende el fusible de una guerra nuclear, nos aseguraremos de que Estados Unidos pague las consecuencias con nuestro arsenal nuclear”, agregó.

China, vecino de Corea del Norte y su único aliado importante, nuevamente hizo un llamado a la calma y dijo que la guerra no era la respuesta.

“Esperamos que todas las partes puedan mantener la calma y la moderación y que tomen pasos para aliviar las tensiones, sin provocarse el uno al otro”, dijo en un comunicado el portavoz Geng Shuang, del Ministerio de Relaciones Exteriores chino.

Las tensiones en la Península Coreana se han incrementado marcadamente en los últimos meses, después de las más recientes pruebas nucleares y de misiles balísticos de Corea del Norte, realizados en desafío de las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y en medio de la condena internacional.

En tanto, el ministro de Relaciones Exteriores ruso, Sergei Lavrov, le dijo al secretario de Estado estadounidense, Rex Tillerson, que los ejercicios militares y la retórica agresiva de Washington está causando una escalada inaceptable de las tensiones en la Península Coreana.

Lavrov dijo que le informó a Tillerson que Pyongyang está interesado en negociaciones directas. “Sabemos que Corea del Norte quiere hablar con Estados Unidos sobre garantías para su seguridad. Estamos dispuestos a facilitar esas negociaciones”, sostuvo el funcionario según lo citó la agencia de noticias Interfax.

La portavoz del Departamento de Estado Heather Nauert respondió al sostener que negociaciones directas con el aislado país asiático “no estarán en la mesa hasta que estén dispuestos a una desnuclearización”.

Reportes adicionales de Hyonhee Shin, Josh Smith y Christian Shepherd. Editado en español por Javier Leira y Marion Giraldo

0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below