September 21, 2018 / 1:54 AM / 3 months ago

Inflación de Japón se acelera en agosto, pero objetivo del BoJ sigue difícil de alcanzar

Imagen de archivo de una persona sosteniendo un paraguas y su billetera mientras camina frente a un letrero de "efectivo" en una calle del distrito comercial de Tokio, Japón. 7 de marzo, 2016. REUTERS/Yuya Shino/Archivo

TOKIO (Reuters) - La inflación anual al consumidor de Japón subió levemente en agosto, pero se mantuvo lejos del objetivo de un 2 por ciento del banco central, lo que sugiere que su política monetaria seguirá siendo expansiva por el momento.

La proporción de artículos en el indicador de la inflación que subió de precio el mes pasado llegó a su nivel más bajo en casi cinco años, lo que subraya las dificultades que enfrenta el Banco de Japón (BoJ, por su sigla en inglés) para acabar con la arraigada mentalidad deflacionaria del país.

La inflación débil podría representar un desafío para los esfuerzos del primer ministro Shinzo Abe por poner fin de manera sostenida a la deflación mientras se dirige a un tercer mandato, aunque recientemente se ha distanciado del objetivo elusivo del banco central.

“La inflación oscilará en torno a los niveles actuales hasta principios del próximo año, pero probablemente no se acelerará muy por encima del 1 por ciento, lo que frustraría las esperanzas del BoJ”, dijo la economista jefe de mercado de Daiwa Securities, Mari Iwashita.

“Las recientes declaraciones de Abe sugieren que el Gobierno ya no insiste en que se cumpla el objetivo de precios del BoJ”, agregó.

El índice nacional de precios al consumidor (IPC) que excluye los costos de los alimentos frescos subió un 0,9 por ciento en agosto respecto al mismo mes del año anterior, igualando un pronóstico promedio del mercado y acelerándose levemente desde un aumento de un 0,8 por ciento en julio.

El llamado índice subyacente, un indicador que el BoJ utiliza y que excluye el efecto de los costos de la energía y los alimentos frescos, subió un 0,4 por ciento en agosto respecto al año anterior tras avanzar un 0,3 por ciento en julio, mostraron datos el viernes.

Una inflación obstinadamente baja ha arruinado las esperanzas del BoJ de que el sólido crecimiento económico se traduzca en precios más altos y podría retrasar la salida del banco central de una política monetaria expansiva.

De los artículos que componen el IPC subyacente, un 49,3 por ciento vio un alza de los precios en agosto respecto al año anterior, lo que representa su nivel más bajo desde noviembre del 2013, mostraron los datos.

Reporte de Leika Kihara. Editado en español por Carlos Aliaga

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below