February 13, 2020 / 7:49 AM / 13 days ago

Una nueva metodología dispara el número de víctimas identificadas por el virus en la provincia china de Hubei

PEKÍN, 13 feb (Reuters) - La provincia china en el epicentro del brote de coronavirus informó el jueves de un aumento récord en el número de muertos gracias a un nuevo método de diagnóstico, mientras que Pekín destituyó a dos líderes locales después de las críticas por su gestión de la crisis.

Una mujer con una máscara pasa en moto frente a una pared pintada con un graffiti en Shangai, China, el 13 de febrero de 2020. REUTERS/Aly Song

Las autoridades sanitarias de la provincia de Hubei informaron que 242 personas habían muerto el miércoles a causa del nuevo virus, lo que constituye el aumento diario más rápido desde que se identificó el patógeno en diciembre, elevando el número total de muertes en la provincia a 1.310. El anterior aumento diario más alto en el número de víctimas fue de 103, registrado el 10 de febrero.

Varios medios de comunicación estatales dijeron que el líder del Partido Comunista provincial de Hubei, Jiang Chaoliang, había sido destituido como secretario del Comité Provincial de la región, mientras que Ma Guoqiang había sido destituido como cabeza del partido en la capital provincial, Wuhan.

Los medios de comunicación no indicaron la razón de las destituciones, pero se trata de los dos dirigentes chinos más destacados hasta la fecha que han sido apartados de su cargo tras el brote de coronavirus que comenzó en Wuhan a finales del año pasado.

“Gracias, Partido Comunista. Debería haberse hecho antes”, dijo a Reuters Wang You, residente en Wuhan.

Docenas de responsables sanitarios de bajo rango también han perdido sus puestos de trabajo por todo el país al no haber logrado contener la propagación de la epidemia, que se cree que surgió en un mercado de marisco en Wuhan donde se comercializaba ilegalmente con animales salvajes.

El pico en el número de muertes se produjo un día después de que China notificara el menor número de nuevos casos en dos semanas, lo que respaldaba un pronóstico del principal asesor médico del país de que la epidemia podría terminar en abril.

El jueves se reportaron otros 14.840 casos solo en Hubei, frente a los 2.015 que se habían dado en todo el país un día antes, después de que las autoridades provinciales comenzaran a usar tomografías computarizadas (TC, también denominadas TAC) para buscar indicios del virus.

Anteriormente Hubei solo había permitido que las infecciones se confirmaran mediante pruebas de ácido ribonucleico o ARN, que pueden tardar días en procesarse. El ARN lleva información genética que permite la identificación de organismos como los virus.

El uso de tomografías computarizadas más rápidas que revelan infecciones pulmonares ayudaría a los pacientes a recibir tratamiento lo más pronto posible y mejoraría sus posibilidades de recuperación, dijo la comisión de salud de Hubei.

El nuevo procedimiento de diagnóstico podría explicar el aumento del número de muertes, según Raina McIntyre, jefa de investigación en materia de bioseguridad del Instituto Kirby de la Universidad de Nueva Gales del Sur, en Sídney.

“Presumiblemente, hay muertes que se dieron en personas que no tenían un diagnóstico de laboratorio pero sí una tomografía computarizada. Es importante que se tomen en cuenta también estas”, dijo a Reuters.

La nueva metodología de pruebas sólo se está usando en la provincia de Hubei hasta ahora, según las autoridades chinas.

NERVIOS EN LOS MERCADOS

Los mercados bursátiles asiáticos se tambaleaban y subían los activos refugio, como el yen japonés, el oro y la deuda pública, después de que las nuevas cifras de Hubei hicieran añicos las esperanzas de que la epidemia se estabilizara y la economía china pudiera recuperarse rápidamente. [MKTS/GLOB]

La Organización Mundial de la Salud (OMS) dijo el miércoles que el número de casos de infección en China se había estabilizado, pero que era demasiado pronto para decir que la epidemia se esté ralentizando.

“Este brote podría ir en cualquier dirección”, dijo el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, en un encuentro con la prensa en Ginebra.

Los expertos dicen que podrían pasar meses antes de que se encuentre una vacuna.

La última cifra de Hubei eleva el número de muertes en la China continental a más de 1.350, con unos 60.000 casos confirmados.

Se han notificado cientos de infecciones en más de dos docenas de otros países y territorios, pero solo dos personas han muerto a causa del virus fuera de la China continental, una en Hong Kong y otra en Filipinas.

El mayor grupo de casos fuera de China se encuentra en un crucero en cuarentena frente al puerto japonés de Yokohama, donde el jueves se registraron otros 44 casos. Hasta ahora, 219 de las 3.700 personas a bordo han dado positivo.

Hubo un final feliz para otro crucero, el MS Westerdam, que atracó en Camboya después de que se le negara el derecho de entrada en Tailandia, Japón, Taiwán, Guam y Filipinas por temor a que uno de sus 1.455 pasajeros y 802 tripulantes pudiera tener el virus, aunque ninguno había dado positivo.

“Esta mañana, ver tierra fue un momento maravilloso”, dijo a Reuters Angela Jones, una turista estadounidense que viajaba en el barco. “Pensé: ‘¿Esto es real?’”

Wuhan, una ciudad de 11 millones de habitantes, permanece prácticamente bloqueada, y otras grandes ciudades chinas se enfrentan a severas restricciones a los desplazamientos.

United Airlines dijo que prorrogaría las cancelaciones de todos los vuelos de Estados Unidos a China hasta finales de abril, lo que significa que todas las aerolíneas de pasajeros de Estados Unidos que vuelan a China han cancelado sus vuelos hasta finales de abril.

Esta medida se suma a otras interrupciones de viajes internacionales que han paralizado los negocios y han causado estragos en las grandes conferencias y eventos deportivos.

El miércoles se canceló el Mobile World Congress, un encuentro anual de la industria de las telecomunicaciones que atrae a más de 100.000 visitantes a Barcelona, tras el éxodo masivo de expositores debido al temor de contagio del coronavirus.

El Gran Premio de China de Fórmula 1, originalmente programado para el 19 de abril en Shanghái, fue pospuesto, al igual que el torneo anual de rugby Seven programado para el 11 y 12 de abril en Singapur, según dijo una fuente familiarizada con el tema.

Hong Kong extendió la suspensión de la actividad escolar hasta por lo menos el 16 de marzo en un intento de contener la propagación del coronavirus en la ciudad, donde se han confirmado 50 casos.

En Taiwán, que solo ha notificado 18 casos del virus, el gabinete de Gobierno propuso un paquete de 2.000 millones de dólares para ayudar a la economía a hacer frente al impacto de la epidemia.

Sitio web sobre noticias del coronavirus (en inglés) here

GRÁFICO-Comparativa del nuevo coronavirus con el SARS y el MERS (en inglés) tmsnrt.rs/2GK6YVK

Gráficos de Reuters sobre el coronavirus (en inglés) tmsnrt.rs/2GVwIyw

Información de Winnie Zhou Yawen Chen y Dominique Patton en Pekín; Brenda Goh, Josh Horwitz en Shanghái; Keith Zhai y John Geddie en Singapur; James Pearson en Hanói, Stephanie Nebehay y Emma Farge en Ginebra; Kate Kelland en Londres; Kay Johnson en Bagdad; Abhishek Takle en Baku; Isla Binnie en Madrid; escrito por Stephen Coates; editado por Lincoln Feast; traducido por Tomás Cobos

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below