December 17, 2018 / 5:10 AM / a month ago

Cuba pronostica un crecimiento más débil en 2019 en medio de factores adversos

LA HABANA (Reuters) - La economía de Cuba crecerá el próximo año aproximadamente al mismo ritmo de un 1 por ciento que anotó en el 2018 y continuará un programa de austeridad iniciado en el 2016, dijo el domingo el ministro de Economía del país, según medios estatales.

Foto de archivo: El presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, habla durante una ceremonia de bienvenida a los médicos cubanos que llegaron desde Brasil al Aeropuerto Internacional José Martí en La Habana, Cuba, 23 de noviembre del 2018. REUTERS/Fernando Medina

El país de Gobierno comunista se ha visto gravemente afectado por el colapso económico de su aliado estratégico, Venezuela, una disminución en los ingresos de exportación durante cuatro años consecutivos, el mal clima y el endurecimiento de las sanciones por parte de Washington.

La economía cubana es notoriamente ineficiente y depende de los ingresos extranjeros. El Gobierno también gasta una gran cantidad de sus ingresos en un sistema de salud gratuito, educación y otros servicios.

El ministro de Economía, Alejandro Gil Fernández, hablando en una sesión a puertas cerradas de la comisión económica de la Asamblea Nacional, dijo que los ingresos por exportaciones disminuyeron aún más este año, aunque los medios no proporcionaron cifras.

Gil dijo que los planes para un crecimiento del 2 por ciento este año se vieron frustrados principalmente por el huracán Irma y otros eventos relacionados con el clima que afectaron el turismo, la producción de azúcar y la agricultura, así como las ineficiencias domésticas y unas sanciones estadounidenses más estrictas.

La economía de Cuba creció un 1,8 por ciento en el 2017 y un 0,5 por ciento en el 2016.

El país ha pagado tarde su deuda y a los proveedores, y algunos inversores informan que han tenido problemas para repatriar las ganancias de los bancos cubanos.

Gil dijo que las medidas de austeridad, que comenzaron a regir en el 2016, continuarán en el 2019.

Estas incluyen recortes de energía y combustible para las empresas estatales y menores importaciones de insumos para la economía, lo que ha llevado a una escasez desde pan y medicamentos hasta huevos en momentos en que la producción se debilita por falta de repuestos y materias primas.

El presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, quien también estuvo presente en la sesión a puertas cerradas, dijo que mejorar la economía era la principal prioridad del Gobierno.

“El pueblo espera una respuesta económica que impacte en su día a día, por eso la mayor parte del tiempo de todos nosotros tiene que estar dirigida a esa batalla, a cómo le quitamos hojarascas al camino que conduce a la solución de los problemas económicos”, expresó, según el medio oficial Granma.

Díaz-Canel también criticó las sanciones de Estados Unidos, que dijo le costaron a Cuba 4.300 millones de dólares este año.

Pero se enfocó en los problemas económicos internos y la necesidad de impulsar las reformas iniciadas por el expresidente Raúl Castro, a quien reemplazó en abril.

Díaz-Canel pidió un mayor relajamiento de los controles gubernamentales sobre las empresas estatales que dominan la economía y que siguieron estando “limitadas”, y la formación de mejores vínculos entre ellas y los inversores extranjeros y un sector privado en crecimiento.

Reporte de Marc Frank. Editado en español por Carlos Aliaga

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below