June 29, 2019 / 1:30 AM / 3 months ago

Migrante vuelve a El Salvador a sepultar a hija y esposo muertos al intentar llegar a EEUU

Tania Ávalos, esposa de Óscar Alberto Martínez Ramírez, un migrante que se ahogó en el Río Grande con su hija Valeria durante su viaje rumbo a Estados Unidos, asiste a una conferencia de prensa a su llegada al Aeropuerto Internacional Monseñor Óscar Arnulfo Romero en San Luis Talpa, El Salvador. 28 de junio 28, 2019. REUTERS/Jose Cabezas

SAN LUIS TALPA, El Salvador (Reuters) - Inquieta y frotándose las manos, la joven salvadoreña Tania Vanessa Ávalos llegó a su país a esperar los cuerpos de su pequeña hija y su esposo, muertos en México cuando intentaban cruzar el río Bravo para entrar a Estados Unidos, una tragedia que quedó plasmada en imágenes que dieron la vuelta al mundo.

La mujer de 23 años, quien se salvó de ser arrastrada el domingo por la fuerte corriente del fronterizo río, llegó el viernes a El Salvador para reunirse por última vez con su familia, tras ver su sueño truncado.

Ávalos prefirió no hablar con la prensa a su llegada al aeropuerto Óscar Arnulfo Romero de El Salvador, acompañada del el viceministro de Relaciones Exteriores, Mauricio Cabrera.

El vicecanciller reiteró el llamado a sus connacionales a que no emprendan el peligroso viaje a Estados Unidos sin documentos.

“No pongan en riesgo sus vidas y la de sus hijos, no confíen en traficantes de personas que solo buscan su propio beneficio y que en muchas ocasiones no cumplen con las promesas que hacen”, dijo para posteriormente continuar su camino.

Autoridades de El Salvador dijeron que los cuerpos de Óscar Martínez, de 25 años, y Angie Valeria serán repatriados vía terrestre desde México y que llegarán a El Salvador el domingo.

La foto de padre e hija muertos, ampliamente difundida en redes sociales, muestra a ambos boca abajo sobre unos juncos junto a la orilla del río.

Aparentemente, el padre había colocado su camiseta sobre la niña para improvisar un portabebés. Los pantalones cortos rojos de Valeria estaban hinchados por un pañal lleno de agua.

La agencia de refugiados de Naciones Unidas, ACNUR, comparó la fotografía con la del niño sirio de tres años Aylan Kurdi, quien se ahogó en el Mediterráneo y cuyo cuerpo se encontró en una playa de Turquía en 2015.

Reporte de Nelson Rentería; Escrito por Lizbeth Díaz; Editado por Ricardo Figueroa

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below