July 21, 2020 / 7:11 PM / 17 days ago

Gobernadores de Texas y Florida se enfrentan con líderes locales por mascarillas y confinamientos

ATLANTA, EEUU, 21 jul (Reuters) - Los gobernadores de Texas, Florida y Georgia, donde el COVID-19 está avanzando, se opusieron el martes a líderes locales que quieren imponer restricciones más estrictas para controlar la propagación galopante del coronavirus en sus condados.

IMAGEN DE ARCHIVO. El gobernador de Texas, Greg Abbott, habla durante un evento en Dallas, Texas, EEUU, Mayo 4, 2018. REUTERS/Lucas Jackson

En Texas, el gobernador Greg Abbott anuló la medida de un condado que quería que los residentes se quedaran en casa, diciendo que el uso de mascarillas y el distanciamiento social eran suficientes para mantener abiertos los negocios en el Valle del Río Bravo, en la frontera con México.

En Georgia, el gobernador Brian Kemp se enfrentó a la alcaldesa de Atlanta para evitar que se cumpla su mandato de que la gente se cubra la cara en público. Una audiencia judicial para ver la demanda presentada por Kemp contra la edil Keisha Lance Bottoms se aplazó el martes después de que la jueza se recusó en el último minuto.

En Florida, un sindicato de maestros está demandando al Gobernador Ron DeSantis y a otros funcionarios del estado para detener su orden de reapertura total de las aulas en unas pocas semanas. El estado ha reportado más de 10.000 nuevos casos diarios de coronavirus durante seis de los últimos siete días.

En promedio, la semana pasada, el 19% de las pruebas de COVID-19 dieron positivo, lo que indica una amplia transmisión comunitaria en Florida.

“Obviamente, si se mira la epidemia, es más severa en algunas partes que en otras, y creo que eso se debe reconocer”, dijo DeSantis en una reunión informativa el lunes, sugiriendo que algunos distritos escolares estaban en mejor posición para abrir sus edificios que otros.

Ni Florida ni Georgia han emitido mandatos para que se usen mascarillas. Abbott de Texas se resistió inicialmente, pero a principios de este mes acordó exigirlas en la mayoría de los condados.

En el condado de Hidalgo, donde los funcionarios locales se enfrentan al gobernador de Texas por las órdenes de confinamiento, los casos de coronavirus han aumentado un 59% en la última semana hasta casi 13.000 casos. En sólo una semana, las muertes se han duplicado a más de 300, según un recuento de Reuters.

El uso obligatorio de mascarillas, visto por los funcionarios de salud como una forma relativamente fácil de frenar la propagación del virus, se ha convertido en un debate político entre los estadounidenses porque muchos conservadores consideran las reglas como una violación de sus derechos constitucionales.

Los enfrentamientos entre los líderes locales y sus gobernadores se producen cuando las muertes por coronavirus aumentan a nivel nacional por segunda semana consecutiva y los casos suben por séptima semana consecutiva.

Florida y Georgia tuvieron un récord de hospitalizaciones el lunes y Texas reportó más de 10.600 pacientes con coronavirus hospitalizados el sábado.

Algunos condados de Texas están pidiendo congeladores y camiones refrigerados para almacenar los cuerpos porque sus tanatorios se llenaron, una situación que fue común en Nueva York en el punto álgido de la epidemia en esa ciudad.

Reporte de Rich McKay, Reporte adicional de Maria Caspani y Peter Szekely en Nueva York y Daniel Trotta, Editado en español por Javier López de Lérida

Nuestros Estándares:Los principios Thomson Reuters
0 : 0
  • narrow-browser-and-phone
  • medium-browser-and-portrait-tablet
  • landscape-tablet
  • medium-wide-browser
  • wide-browser-and-larger
  • medium-browser-and-landscape-tablet
  • medium-wide-browser-and-larger
  • above-phone
  • portrait-tablet-and-above
  • above-portrait-tablet
  • landscape-tablet-and-above
  • landscape-tablet-and-medium-wide-browser
  • portrait-tablet-and-below
  • landscape-tablet-and-below